Idiakez: «El triunfo es síntoma del buen trabajo de cada día»

El técnico celebró «la gran victoria» de sus pupilos y ya piensa en el Deportivo en Copa

Imanol Idiakez da instrucciones a sus jugadores durante el partido.
JULIÁN RUS

CARLOS CIRIA

Tres puntos más en uno de los «estadios más complicados de la categoría», sin dar opción al Real Oviedo durante los 90 minutos. El Zaragoza, fiel al estilo de Idiakez, llevó la batuta del partido. Al final del encuentro, el técnico blanquillo recalcó la «·alegría» por la victoria y, especialmente, por la actuación de sus pupilos. «Tenemos una plantilla muy buena y estamos trabajando muy bien. Esta victoria es un síntoma de que vamos por el buen camino. Ahora toca pensar en el partido de Copa del miércoles».

En Oviedo se pudo observar a un Zaragoza 100% dominante, con las ideas claras y con ganas. El gol era la faceta que más se le resistía al conjunto zaragocista durante este arranque liguero. Las ocasiones del tridente formado por Pombo, Gual y Vázquez llegaban, pero no se definían. Idiakez sabía que «era cuestión de tiempo» que el gol llegase. «Llevábamos días que nos costó, como contra Las Palmas y el Reus, pero era algo que no me preocupaba. Además, cuando ha entrado el primero, hemos sido ambiciosos y hemos ido a por más», apuntó el entrenador vasco.

Fue un partido especialmente reconfortante para los delanteros. «Siempre quieren ver puerta y hoy están muy contentos. Falta Gual por marcar, pero estamos muy contentos con el partido que ha realizado», subrayó. El técnico también recordó el primer gol en Segunda del joven canterano Alberto Soro, un momento «muy importante para él. Estamos trabajando con mucho cariño para que evolucione poco a poco y se vaya aclimatando al equipo y a la categoría».

La vuelta de Zapater al once titular, y el consecuente regreso al eje de la zaga de Verdasca, con Grippo como pareja de baile, fue la principal novedad del once inicial. El central portugués comenzó la pretemporada como pivote defensivo por la lesión del ejeano y Eguaras. «La plantilla no estaba elaborada para poner a Diogo, sin embargo su rendimiento fue muy bueno, y ahora vuelve a su posición natural. Tener a Zapater con nosotros será muy importante para seguir trabajando nuestra idea», apostilló Idiakez.

Se han quedado puntos por el camino. No obstante, el vasco percibe un equipo con buenas sensaciones, y no precisamente por la goleada de ayer. «La plantilla está respondiendo muy bien físicamente. Durante los partidos está respondiendo en cada partido. Hemos tenido arreones en Reus y contra Las Palmas, pero el balón no quiso entrar. Estamos jugando bien. Cuando eso sucede y el marcador indica que vas ganando, correr cuesta mucho menos al final», concluyó Idiakez.

Outbrain