Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

El futuro del mundo

EN EL PLANETA MUEREN DIARIAMENTE MÁS DE 26.000 MENORES DE CINCO AÑOS, LA MAYORÍA POR CAUSAS QUE SE PUEDEN EVITAR. UNICEF CELEBRÓ EL PASADO 20 DE NOVIEMBRE EL DÍA MUNDIAL DEL NIÑO CON EL QUE INTENTAN CONCIENCIAR A LA SOCIEDAD DE LOS DERECHOS DE

SANDRA BUZÓNSANDRA BUZÓN
22/11/2008

 

Con motivo de la celebración del Día Mundial del Niño, que se realizó el pasado 20 de noviembre, el colegio zaragozano Lucien Briet vivió una jornada en la que los más pequeños fueron los indiscutibles protagonistas.

Durante la semana previa a este acto, los 180 niños con edades comprendidas entre tres y cuatro años, que componen este centro, conocieron de primera mano los derechos del niño a través de una serie de actividades que iban desde un mural sobre el derecho a la salud y el agua incluido en la campaña Gotas para Niger, que está llevando a cabo Unicef en esta zona del planeta, hasta un visionado de un documental sobre esta temática, pasando por una exposición en la que se mostraron dibujos de los alumnos. Sin embargo, el plato fuerte llegó el jueves, 20 de noviembre, cuando se realizó el acto principal. Así, sobre las diez de la mañana el comedor del centro se inundó de niños, vestidos para la ocasión, que llevaban una pegatina en el pecho con el nombre de Unicef. Algunos de ellos creían que se trataba de un premio, "es una medalla", mientras otros saludaban a los asistentes con numerosos holas y alzando la mano, dejando claro que ellos eran los protagonistas del día.

Las caras de sueño desaparecieron cuando entró en escena la directora del centro y el Presidente del Comité de Aragón de Unicef, Esteban Sarasa, el cual explicó de forma muy sencilla los problemas que padecen millones de niños en el mundo. "A vosotros os han despertado esta mañana vuestros padres, habéis desayuno, os han vestido, sin embargo, hay muchos niños en el mundo que nadie los despierta porque no tienen papás, que no desayunan porque no tienen comida o no se visten porque no tienen ropa". Además, Sarasa también enumeró las diferentes funciones que lleva a cabo esta organización. "Desde Unicef hacemos lo posible para que todos los niños puedan vivir tan bien como vosotros". Todo ello ante la atenta mirada de una decena de padres que, cámara en mano, querían inmortalizar esta jornada solidaria, en la que tanto mayores como pequeños deben concienciarse sobre los derechos humanos.

Los flashes de las cámara empezaron a disparar cuando un par de alumnos de cada clase salió al escenario para nombrar algunos de los derechos del niño, "igualdad", "identidad", "familia" o "salud". Fueron algunas de las palabras que pronunciaron estos pequeños mientras que, micrófono en mano, una de las voluntarias de Unicef iba explicando a los asistentes estos conceptos. Al mismo tiempo, el cansancio se hacía evidente entre los más pequeños que empezaron a alterarse, a pesar de las insistentes advertencias de las profesoras y de sus propios padres. Y es que estaban ansiosos para que llegará el momento estelar del día: los juegos.

Así, en el patio del colegio transcurrió la segunda parte de la jornada en la que ocho voluntarios de Unicef y dos del grupo de animación Ohlala organizaron una serie de actividades, cuyo objetivo era dar a entender a los más pequeños la importancia de estos derechos. La primera de ellas estaba centrada en torno a los globos dentro de los cuales había unas pegatinas en las que se ilustraba cada uno de los derechos, que se iban pegando en una pancarta azul. Los pequeños debían jugar con los globos durante el tiempo que durará la música y cuando esta finalizará explotarlos y colocar dichos papeles en la tela de tal manera que se formaba la palabra derecho.

Pero este no fue el único juego de la mañana y los alumnos de este colegio bilingüe, en el que se imparten clases en español y en francés, bailaron numerosas coreografías que los voluntarios de esta organización realizaron exclusivamente para ellos, se pintaron las caras, y sobre todo disfrutaron. "Queremos combinar actividades lúdicas con actos de concienciación para que los niños conozcan que hay personas como ellos que no tienen las mismas comodidades", afirmó Sarasa durante el transcurso de esta jornada, que se realiza durante varios años en diferentes colegios de la ciudad.

"Cada año elegimos un colegio donde el 20 de noviembre se celebra una actividad. La elección de estos centros no es premeditada, sino que depende de la actitud del claustro de profesores, de los miembros de la AMPA. Además, intentamos acercarnos a los barrios o a colegios que están comenzando como éste, que cumple su segundo año de creación", confesó. A pesar de ello, el objetivo más importante es concienciar a grandes y pequeños sobre la importancia de evitar cualquier abuso a los niños, los seres más indefensos del planeta. "También con estos juegos pretendemos que identifiquen el color azul con Unicef y sepan exactamente lo que está llevando a cabo esta organización", matizó Sarasa. Así, cuando alguno de estos pequeños vea algún spot de la campaña que va a poner en marcha esta organización para concienciar a la población civil, lo relacionarán con Unicef y por tanto, con las acciones que llevan a cabo.

Y es que esta organización trabaja en 155 países y territorios en vías de desarrollo para mejorar las condiciones de vida de los niños y las niñas, y avanzar en el progreso de sus vidas desde la primera infancia hasta la adolescencia. Unicef es el mayor proveedor de vacunas para los países en desarrollo, apoya la salud y la nutrición de la infancia, el abastecimiento de agua y el saneamiento, y la educación básica de calidad, así como la protección de los menores contra la violencia, la explotación y el sida. Su financiación en su totalidad depende de contribuciones voluntarias de individuos, empresas, fundaciones y gobiernos.