Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

¡Juo, juo, juo!

El Independiente por J. L. Trasobares.

JOSÉ LUIS Trasobares JOSÉ LUIS Trasobares 09/11/2007

Ya perdonarán que vuelva al tema. Les juro que yo tenía previsto ir hoy por otro lado, pero luego he oído las declaraciones de diversos políticos, he visto el Heraldo (que se ha convertido en una especie de boletín oficioso e informal de B&B) y no me ha sido posible ni contener los dedos en el teclado del ordenador ni contener la carcajada. Esto es una pasada. Hablo (otra vez) de La Romareda, y B&B son Biel y Belloch. Por supuesto.

Lo primero fue que el diario decano lanzó otro globo sonda (parece que lo hace por encargo pero también por placer) afirmando que el Ayuntamiento (así, en abstracto) quiere pagar el nuevo estadio (allá por el Tercer Cinturón) ofreciendo en subasta la torre de oficinas y comercios que formaba parte del proyecto de Lamela para reconstruir el campo in situ; o sea, a ver si nos aclaremos: no habrá campo pero sí torre... ¿o qué?

Luego vinieron las declaraciones de Buesa (PP), Gimeno (primer teniente de alcalde) y Pérez Anadón (segundo teniente de alcalde), a cual más surrealista. Fíjense ustedes si nos hemos ido de bareta, que el jefe de la derecha zaragozana aseguró muy seriecito que el municipio no tiene por qué acudir con sus solares y sus dineros a sacarle las castañas del fuego a una empresa privada. Hombre, eso está muy puesto en razón, sí señor... ¡Pero haberlo dicho antes! Que llevamos ocho años oyendo a los conservadores predicar por activa y por pasiva el apoyo incondicional al equipo de nuestros sueños, y ahora nos salen con todo lo contrario. Hay que joderse.

El embrollo es impresionante. Si ahora el PAR respalda la futura construcción de la torre de oficinas y comercios antes citada, se enfrenta a la famosa sentencia del juez Albar... emitida precisamente a demanda del PAR. Por otra parte, el Ayuntamiento mantiene un recurso contra la citada sentencia. ¿Pretende el Partido Aragonés recurrirse a sí mismo?

La Romareda se ha convertido en un enigma económico, político y mediático. Es el símbolo perfecto del enorme desconcierto y el tremendo desparpajo que reinan en la Inmortal Ciudad de Zaragoza.

 


 

Envío de noticia
Lo sentimos

Para enviar noticias por email necesitas estar registrado en El Periódico de Aragón.

 

Accede con tu cuenta

Recordarme en este equipo

Si no tienes cuenta de Usuario registrado puedes registrarte como Usuario de El Periódico de Aragón.

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla.