+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El desempleo bajó en 290.193 personas en España en el 2017

La temporalidad permite reducir el paro al nivel más bajo en ocho años. La Seguridad Social registró 611.146 afiliados, la cifra más elevada desde el 2005

 

El número de parados se situó al finalizar el mes de diciembre del 2017 en 3,41 millones de personas. - RICARD CUGAT

EL PERIÓDICO
04/01/2018

La agridulce situación del mercado laboral español –baja el paro registrado, pero a la vez también aumenta el empleo de peor calidad– se pone de manifiesto en los datos del Ministerio de Empleo relativos a diciembre y que se suman a los del conjunto del año.

El número de parados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) se situó al finalizar diciembre del 2017 en 3,41 millones de personas, tras bajar en 290.193 los desempleados en el conjunto del año (un descenso del 7,84%), lo que representa su quinta caída anual consecutiva, aunque resulta menor que el descenso registrado en el 2015 y el 2016.

El número de contratos rubricados durante el 2017 ascendió a 21.501.303, de los que nueve de cada 10 (19,57 millones) fueron temporales y solo 1,9 millones fueron indefinidos, aunque, eso sí, marcaron el mayor volumen de la última década, según datos del ministerio.

Los sindicatos mayoritarios (CCOO y UGT) subrayaron la precariedad de la contratación en el análisis realizado ayer de los datos oficiales. Insistieron en que, pese a que se ha registrado una reducción del paro, se mantiene la precariedad laboral, con más temporalidad, contratos de más corta duración y salarios más bajos. CCOO añadió que tanto el efecto desánimo como la no renovación de la demanda de empleo explican parte de la reducción de las cifras de paro.

El volumen total de parados en España alcanzó a cierre del pasado año la cifra de 3.412.781 personas y se sitúa en el nivel más bajo de los últimos ocho años en un mes de diciembre. El número de desempleados registrados bajó en diciembre en 61.500 personas en relación con el mes anterior. En los últimos ocho años, el paro había aumentado de media en 40.922 personas.

Por su parte, la Seguridad Social cerró el año con un aumento medio de 611.146 afiliados (3,42%), la cifra más alta desde el 2005, año que se estuvo afectado por la regularización extraordinaria de los trabajadores extranjeros, tras haber registrado en diciembre 42.444 cotizantes más (0,23%). De esta forma, el total de ocupados se situó al finalizar el ejercicio en 18.460.201 afiliados, el segundo mejor dato de ocupados desde diciembre del 2008 (la mayor cifra se registró en julio de 2017, con un total de 18.489.329 afiliados).

El mes de diciembre está influenciado por la campaña de Navidad y el paréntesis natural en actividades como la industria o la construcción, y este año, especialmente, por la meteorología, según informó el Gobierno, que destacó que la Seguridad Social finalizó el 2017 con el mejor dato interanual de creación de empleo de la serie histórica.

EFECTOS DEL ‘PROCÉS’ / Empleo diferenció los datos de Cataluña para subrayar los efectos de la crisis política. Destacó que ha pasado de ser la segunda autonomía donde más se redujo el paro en el 2016 a ocupar el 11º puesto en el 2017. Según el ministerio, Cataluña fue en el 2016, tras La Rioja, la comunidad donde más retrocedió el desempleo, con una bajada del 12,03%. En cifras absolutas, Cataluña cerró el 2016 con 62.023 parados menos, mientras que en el 2017 la bajada fue de 35.627, lo que deja el total de personas sin empleo en 418.018.