+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

MUJERES DIRECTIVAS EN ARAGÓN.

Obstáculos al liderazgo femenino

Un estudio sobre el acceso de la fémina a puestos de responsabilidad en Aragón destaca la maternidad como el principal freno y que se avanza más en el sector público y en las multinacionales que en las pymes.

 

Ana Bermúdez, directora del Inaem, Ana Solana, presidenta de Ampda, y Teresa Fernández, directora de - Foto:SERVICIO ESPECIAL

MARIO GRACIAMARIO GRACIA 02/05/2010

Del total de 338 contratos relacionados con puestos de dirección que se firmaron el mes pasado en Aragón, "las mujeres únicamente rubricaron la tercera parte", según informa Ana Bermúdez, directora gerente del Instituto Aragonés de Empleo (Inaem). La cultura imperante y la maternidad son los principales obstáculos para el acceso de la mujer a puestos directivos. Estas son dos de las conclusiones principales del estudio Acceso de la mujer a puestos de responsabilidad en Aragón.

El estudio, promovido por el Inaem, la Asociación de Mujeres Profesionales y Directivas de Aragón (Ampda) e Ibercaja, también señala que existe un liderazgo femenino diferenciado frente al de los varones, cuyos puntos fuertes son la comunicación, la empatía, la búsqueda del consenso y la gestión de equipos.

Este trabajo señala el progreso conseguido por las mujeres en el acceso a puestos directivos en las últimas dos décadas. No obstante, las mujeres aún aparecen en cotas claramente insuficientes en los puestos de máxima responsabilidad. Según el estudio, son las administraciones públicas y las grandes multinacionales las que más han avanzado, mientras existe un especial retraso en las pymes.

Madres y directivas

El estudio pone de manifiesto que la maternidad es considerada como el principal obstáculo para la promoción profesional de la mujer, debido a que los directivos consideran que tendrán menor disponibilidad para aceptar funciones de responsabilidad en el futuro.

Pero, según recordaba en la presentación de este estudio Ana Solana, presidenta de Ampda, "la maternidad consiste en estar embarazada un tiempo", y "si no tienes mala suerte, puedes estar trabajando hasta el día cero". Luego, añadía, la maternidad son "cuatro meses de baja en los que no tienes por qué estar desconectada del todo lo que ocurre en tu empresa". Y lanzaba esta pregunta al aire: "¿qué son cuatro meses en la vida profesional de una persona que trabaja cuarenta años? ¡No son nada!".

Además, Solana señalaba que "eres madre igual que el otro es padre. Y los hijos son de los dos". Y apuntaba la incongruencia que supone esta "demonización de la maternidad, cuando vivimos en un país que va a ser de viejos en 2050", ya que el 50% de la población española tendrá más de 60 años. Por ello, esta directiva afirma que "debería ser más fácil tener hijos para todas. Lo que importa es que haya una buena red de apoyo", como por ejemplo guarderías.

Ana Solana también asegura que uno de los caminos para la conciliación de la vida familiar y laboral es "que se facilite el teletrabajo", máxime "en un mundo en el que da igual desde donde estés trabajando", gracias a las tecnologías.

Otro obstáculo que impide el acceso de la mujer a puestos del poder es la cultura machista que aún persiste entre parte de los empresarios. Todas las mujeres directivas entrevistadas afirman que se les ha exigido "demostrar su valía cuando acceden a un puesto de responsabilidad, mientras que en los hombres se les supone a priori". El último gran obstáculo es el abandono voluntario de la mujer que busca su promoción, debido a la mayor presión social y familiar que sufren.