+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

EMPRESAS CON CRÉDITO

Salvar la comida del desperdicio

La app ‘Nice to eat you’, creada por aragoneses, busca poner freno al desperdicio de los alimentos

 

Adrián Espinosa, Daniel Palacios, Enrique de Miguel y Paul Melero, los creadores de la aplicación. - NTEY

La catalogación dentro de la red de comercios sostenibles. - nTEY

ALICIA GRACIA
08/01/2017

La cantidad de comida que desperdiciamos es enorme. La Comisión Europea estima que cada año se desaprovechan en el mundo más de 1.300 millones de toneladas de alimentos, lo que equivale a un tercio de la producción mundial. De esta cantidad, unos 89 millones corresponden a la UE. En España se desperdician 7,7 millones de toneladas de alimentos cada año, según el último informe del Ministerio de Agricultura. Del total del desperdicio, un 42% se produce en el hogar, un 39% en la industria alimentaria, un 14% en restaurantes y el 5% en distribución.

Con el objetivo de frenar el desperdicio de alimentos, poner al servicio de pequeños comercios más herramientas y canales de venta y beneficiar al usuario con precios más bajos nace Nice to eat you (Encantado de comerte-NTEY), una aplicación gratuita para móviles (Android e Ios) y tabletas que estará disponible en febrero. Detrás del proyecto está un grupo de jóvenes ingenieros y diseñadores aragoneses (Adrián Espinosa, Daniel Palacios, Enrique de Miguel y Paul Melero).

NTEY es una plataforma on line a través de la cual los comercios dedicados a la hostelería o venta de productos alimenticios ofrecerán los artículos que no han vendido al final del día, con un descuento mínimo del 50%. Además, estos establecimientos podrán ser catalogados dentro de una red de comercios sostenible.

Vía social y económica

Por su parte, los usuarios recibirán la información sobre las ofertas en su teléfono móvil gracias a un mapa con geolocalización, de forma que primero se mostrarán las ofertas más cercanas. Los clientes también tendrán la opción de filtrar los resultados por intolerancias alimentarias, por nombre o por precio. «Creemos que la app puede tener buena acogida porque tiene una vertiente social, que es la de reducir el desperdicio, y una económica, con el fin de proporcionar más visibilidad y ventas al pequeño comercio», explica Paul Melero, uno de los creadores.

Inicialmente, la aplicación estará disponible en Zaragoza pero sus creadores tienen en mente extenderla también a Madrid y Barcelona antes de que Too good to go, una exitosa aplicación danesa similar, entre en España. Para financiar el desarrollo final de la aplicación y su «fuerte inversión en marketing y publicidad», estos zaragozanos han lanzado una campaña de crowdfounding para que las personas interesadas en el proyecto puedan colaborar. Con ella esperan conseguir unos 8.400 euros.

Especial sector bancario

Monográfico publicado el viernes 16 de marzo de 2018.