Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

"El medallón de Santiago", la intriga histórica de un ingeniero aeroespacial

EFE
20/06/2014

 

El escritor aragonés Ignacio Arruego (Zaragoza, 1975), ingeniero y encargado de dos proyectos a Marte del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial, ahonda en los entresijos de la historia desde el siglo IX hasta ahora, en "El Medallón de Santiago", que presenta hoy en la capital aragonesa.

La trama comienza con una investigación, que parte precisamente de la capital aragonesa, sobre un suceso poco particular de la Segunda Guerra Mundial en el que las tropas alemanas dejan de avanzar sobre las aliadas.

A partir de ahí, Arruego se inventa la leyenda de un medallón con otra trama paralela que discurre como un viaje a través de la Historia.

Se trata de un medallón que encuentran en el siglo IX en la tumba del Apóstol y al que le van atribuyendo poderes mágicos a lo largo de las generaciones, por lo que acaba en manos ilustres como las de El Cid, Leonardo Da Vinci, Marco Polo o Napoléon, motivo por el que los nazis también lo buscan.

"El medallón de Santiago" es la primera novela de este científico zaragozano criado en Jaca (Huesca), quien también ha sido columnista en medios de comunicación, y espera "que no sea la última".

Se trata de una aventura larga y que también pasó mucho tiempo guardada "en el cajón".

La empezó en 2004 y la acabó en 2011, ya que se dedicaba a ella "cuando encontraba tiempo", "por disfrutar", "sin ni siquiera saber si llegaría a publicarla o si llegaría a terminarla".

Además, Arruego pagó la novatada de las editoriales, pues en un primer momento mandó su novela a las principales casas del país sin recibir respuesta alguna, hasta que después de "mucho tiempo" decidió rescatarla y enviarla a una editorial más pequeña que ha apostado por ella.

Tanto que la mandó en abril y aceleró el proceso para que estuviera presente en la Feria del Libro de Madrid, a finales de mayo, y ahora presente a "su medallón" en su tierra natal.

Y tal fue el éxito que en esta presentación ante el público agotaron ejemplares en el primer día y tuvieron que solicitar otra segunda sesión de firmas, de la que también salieron "muy contentos".

El feed-back que recibe es positivo y cree que, a pesar de ser un gran amante de la Historia, le dio a esta "el peso justo" para hacer la trama lo suficientemente dinámica para todos. "Se lee fácil, se hace ameno y engancha desde el principio", opina.

El nuevo escritor defiende la simbiosis entre literatura y ciencia y recuerda que suele comenzar sus intervenciones en conferencias hablando sobre la gran cantidad de libros sobre ciencia ficción que ha propiciado la carrera espacial, además de la gran cantidad de autores que han combinado ambas disciplinas a lo largo de la Historia, como Leonardo Da Vinci o Isaac Asimov.

Actualmente, Ignacio Arruego está inmerso en dos programas a Marte en el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA): "Exomars", un satélite que pretenden lanzar en 2016 para orbitar alrededor del planeta rojo y realizar diversas observaciones científicas, en el que sería de esta forma el primera aterrizaje de Europa en Marte.

El otro proyecto, conjunto con Rusia y Finlandia, es para lanzar estaciones meteorológicas a este planeta y así estudiar su clima.

Investigaciones como estas, dice el ingeniero, podrían ayudar a investigar el cambio climático, sus efectos y cómo revertirlo en la Tierra, ya que ya se conoce con certeza que en su día hubo agua en Marte, por lo que pudo haber vida.

Por tanto, estudiar cómo este planeta pasó a convertirse en un desierto puede ser de vital importancia para el nuestro.

Última hora
Revista RedAragon

Agenda de mayo de 2017 en el 8º número de la revista de mano gratuita de RedAragon, que se puede encontrar en cerca de 200 establecimientos de Zaragoza y Huesca.