+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico de Aragón:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

PEQUEÑAS OBRAS DE ARTE

Un vecino de Casetas construye un barrio reciclado y en miniatura

Pedro Merlo ha creado con desechos, maquetas de edificios como la fábrica de harinas o las escuelas antiguas

 

Detalle de la plaza del Castillo. - Foto:SERVICIO ESPECIAL

Pedro Merlo posa junta a sus miniaturas de Casetas. - Foto:SERVICIO ESPECIAL

ESTRELLA SETUÁIN esetuain@aragon.elperiodico.com
30/06/2015

En la casa de Pedro Merlo, en Casetas, suele haber overbooking en el horno. Cuando la mujer de este vecino del barrio rural termina de cocinar el pollo, él aprovecha para cocer los ladrillos de arcilla que darán cuerpo y consistencia a las maquetas que lleva años preparando. Miniaturas de edificios del barrio como la fábrica de harinas, las escuelas antiguas, la peña El Cachondeo o la carnicería han pasado por las manos de Pedro para convertirse en pequeñas obras de arte que han generado gran expectación en el barrio rural.

Con motivo de la semana cultural, este vecino expuso, por primera vez, ocho de sus creaciones, cinco de ellas ubicadas en el barrio, para que los vecinos puedan conocerlas. Pedro Merlo, nacido en Granada, vive desde 1971 en Zaragoza y desde entonces es un enamorado de Casetas y de sus edificios, e invierte su tiempo libre en hacer a mano las construcciones más emblemáticas, con materiales de desecho. "Utilizo de todo, desde una caja de fruta, que se convierte en la base del edificio, tapas de las latas de atún o anchoas, hasta botones que me sirven para hacer vidrieras", explica. De hecho, algunos vecinos del barrio rural que conocen su proyecto, aportan materiales para que pueda llevar a cabo sus manualidades. "A veces me encuentro a Carmelo, el barrendero, y le digo: necesito un trozo de cable, y él me lo consigue", detalla.

Nadie en el barrio había visto el resultado final de sus creaciones hasta esta semana, pero ahora han despertado el interés de casi todos. La que más tiempo le ha llevado es una de las casas más vistosas de Casetas, en la que vive el padrino de su hijo. "Realmente empecé con la casa de mi pueblo de Granada, esa me costó dos años", afirma. Y estas explicaciones son las que lleva dando sin descanso desde que se inauguró la exposición en la antigua alcaldía del barrio. "Antes solo venían a este centro, mujeres y gente mayor a hacer sus actividades y estos días se ha llenado de jóvenes y niños. No imaginaba que fuesen a despertar tanto interés", cuenta Pedro Merlo asombrado.

Las crónicas iniciaron su andadura en el año 2000 con el objetivo de convertirse en un referente informativo de una delimitación territorial viva, ilusionante y dinámica en sus planteamientos. Es una propuesta editorial que nació con la ilusión que aporta la novedad, pero sobre todo con el compromiso de prestar un servicio a todos los vecinos que habitan o visitan los municipios de la comarca.

Su finalidad es dar a conocer, difundir, proyectar y comunicar los acontecimientos y hechos noticiosos que se produzcan en la comarca desde el rigor y la objetividad a través de periódicos mensuales o bimensuales que se distribuyen por la zona de forma gratuita. Es por ello un proyecto informativo pionero y novedoso y es innovador en cuanto a su configuración y su estructura, donde domina una profunda vocación local y comarcal en sus contenidos.

Coordinador editorial: Alicia Revuelta
Edita: Prensa Diaria Aragonesa, S.L. Hernán Cortés 37. 50005 Zaragoza.
Jefe de Publicidad: Ignacio García (976 700 464).

Depósito Legal: Z-1132-2012.
Correo electrónico: cronicas@aragon.elperiodico.com
Periodicidad: mensual.