Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede

JOAQUÍN Carbonell 07/12/2011

Tengo mucha confianza en que más pronto que tarde, TVE confeccione un especial Nicanor Parra, que ya debería tener forma en algún cajón de la casa. Solo por su categoría como poeta, por su trascendente apellido, por su juvenil edad, debería ser candidato a un retrato documental de categoría. Pero además de todo eso, Nicanor ha sido distinguido con la corona del premio Cervantes. Un galardón que deja en evidencia a un Nobel que hace años se le debe.

Conocí a Nicanor Parra de casualidad. Era 1993 y yo estaba en Chile. Acababa de leer alguno de sus antipoemas y mi aguijón de periodista vocacional me picó para intentar conocerlo. ¿Por qué no? Estaba en su tierra, ocasión única. Sin calcular ningún riesgo tomé el autobús y me dirigí a Las Cruces, su pueblo de residencia. Con ingenuidad de novicio llamé a su puerta. Desconocía que el maestro de 77 años había proclamado que no concedía entrevistas. A ningún periodista del mundo. Y así fue. Su mucama me echó, pero en un gesto de cortesía decidió (ya que venía yo de España) consultar antes al dueño de la casa. Me anunció que me recibiría cinco minutos. Lo justo para entregarle la revista El Bosque. Y, oye, hubo milagro: me atendió cuatro horas. Las suficientes como para charlar con él de todo lo divino y humano. Y para que posara ante mi cámara reflex. Todo con una amabilidad exquisita. Acababa de conocer no solo al hermano de Violeta sino a un ser brillantísimo y culto. Y eso me gustaría degustarlo en un especial de TVE. Para que lo conozcan ustedes.

 


 

Envío de noticia
Lo sentimos

Para enviar noticias por email necesitas estar registrado en El Periódico de Aragón.

Redes sociales
Accede con tu cuenta

Recordarme en este equipo

Si no tienes cuenta de Usuario registrado puedes registrarte como Usuario de El Periódico de Aragón.

Si no recuerdas o has perdido tu contraseña pulsa aquí para solicitarla.

Opinión
EL INDEPENDIENTE

... Y la vida siempre les deja atrás

Por: José Luis Trasobares

El nuevo caballo de Troya

Por: José Ramón Villanueva Herrero

Editorial

Lambán, ante grandes retos

Por: El Periódico de Aragón

'Dignity'

Por: ANA Pastor

Lambán, Eiximenis y Varoufakis

Por: Jaime Armengol

Tranvías en tres siglos

Por: HIPÓLITO Gómez

Carta a un amigo catalán

Por: FÉLIX Teira