MOYUELA 3 patrimonio

La ermita de San Clemente reabre al culto tras 38 años

El templo se abrió de nuevo el 5 de agosto con una misa y una exposición

LA CRÓNICA

Tras 38 años cerrada al público, y 260 años después de su bendición, la ermita de San Clemente de Moyuela, joya del barroco aragonés, reabrió sus puertas el domingo 5 de agosto con una misa solemne, cantada por el Grupo Aires de Moyuela y el Coro Parroquial.

Incluida en el Plan de rehabilitación de la Diputación Provincial de Zaragoza (2017-2018), con la colaboración del Ayuntamiento de Moyuela y la Parroquia de Nª Sª de la Piedad, bajo la dirección del arquitecto Luis Peña Simón, se han llevado a cabo las obras de rehabilitación interior, la primera fase de los trabajos, que permiten su utilización como lugar de culto y de actividades culturales.

Cientos de moyuelinos, unos 300, fueron testigos de esta reapertura en la que la misa fue concelebrada por el párroco Rafael Arango y el sacerdote hijo del pueblo Lorenzo Cubero.

Además, tras la misa tuvo lugar la inauguración de una exposición permanente bajo el título Ermita de San Clemente. Singular y monumental, organizada por la Asociación Cultural Arbir Malena, con la colaboración de la DPZ formada por 18 paneles que recogen la historia de la ermita, características arquitectónicas y artísticas, pinturas, patrimonio desaparecido, cofradía, ermitaños, bibliografía,… con una amplia muestra fotográfica y aportación de nuevos datos.

Este segundo acto venía reflejar el valor y uso cultural de dicho espacio, y en él participaron José Antonio Crespo, alcalde de Moyuela, que apeló al sentimiento moyuelino, recordó a los anteriores alcaldes que iniciaron las obras, Santos Pina y Manuel Lázaro, así como al arquitecto director actual, Luis Peña, y afirmó la voluntad de seguir con las obras hasta conseguir la rehabilitación completa.

Por su parte, la diputada de Cultura de la DPZ, Cristina Palacín, felicitó a los moyuelinos por su patrimonio y por su voluntad de poner en valor una joya del barroco, manifestando el compromiso de seguir colaborando desde la DPZ en recuperar el patrimonio histórico artístico.

Finalmente, intervino el presidente de la Asociación Cultural Arbir Malena, promotora de la exposición, que explicó el objeto y contenido de la misma, el valor de esta muestra del barroco, las últimas investigaciones y aportaciones sobre el arquitecto Fray José Alberto Pina, originario de Moyuela, etc.

En definitiva un día especial e inolvidable para Moyuela y los moyuelinos por lo que supuso de sentimiento de orgullo por la recuperación -todavia parcial- de una muestra singular, pero sobre todo de un icono de la vida religiosa, social y cultural de un pueblo que lucha por mantenerse en estos momentos tan difíciles. Una jornada que acabó con un vino español en el centro social.

Desde la Comarca Campo de Belchite, a través de la Consejería de Turismo y Cultura, muestran su satisfacción porque poco a poco los municipios vayan recuperando su patrimonio y sus edificios más emblemáticos que son una parte importante identidad, como indica el consejero de Turismo, David Gracia, quien añade que la comarca siempre está dispuesta a trabajar para la puesta en valor de este patrimonio. T

Outbrain