La Asociación Río Aragón rechazó ayer a través de un comunicado la propuesta de Iglesias sobre la rebaja de cota del recrecimiento de Yesa y criticó que esta petición supone "un reconocimiento implícito de la innecesariedad de un embalse de 1.500 hectómetros cúbicos para Aragón". En este sentido, la organización Río Aragón anima al presidente aragonés a que solicite al Gobierno central la paralización y retirada del proyecto "si es que realmente se cree sus palabras y no se trata de un brindis al sol propiciado por la próxima cita electoral". La asociación considera que la rebaja de cota debería tener como consecuencia la realización de otro proyecto constructivo, estudio y declaración de impacto ambiental, lo que supondría la "paralización administrativa y retirada del actual proyecto". Además, la entidad rechaza la opción de realizar la obra tal como está previsto y utilizarla sólo hasta la mitad, por considerarlo "constitutivo de delito de malversación de fondos públicos".

La asociación denunció también que la nueva propuesta de Iglesias demuestra la existencia de "intereses espúreos, entre los que se encuentra el de almacén para el trasvase". Insisten también en que con "un esfuerzo ahorrador y modernizador no habría problemas de abastecimiento en los años más secos".