El nuevo proyecto para actuar en los antiguos depósitos de agua y en el canal a la altura de Casablanca se dio a conocer en la última comisión de seguimiento del canal. El presidente de la Asociación Tomás Pelayo de Casablanca, Isaac Valero aseguró que la lucha de los vecinos sigue enfocada a "la ejecución del avance del plan especial, que se aprobó en otoño del 2000". Valero consideró que el parque será un "patrimonio de la ciudad y un AVE del ocio".

El portavoz de la Asociación de Vecinos de La Paz, Chema Gregorio, no puso ninguna objeción al nuevo proyecto que se ha presentado porque "recupera el espíritu del avance del plan", aunque algo cambia respecto a las intenciones iniciales. Sin embargo, el líder vecinal teme que la falta de plazos para el desarrollo de las obras lo convierta en "un conjunto de planos que se guarda en la estantería".