Un grupo de ideología nazi ha organizado a través de internet un concierto de rock en Zaragoza para el próximo día 14. La Brigada de Información de la Policía ha abierto una investigación para averiguar el lugar donde pretende realizarse.

Fuentes policiales recordaron que durante las Fiestas del Pilar del 2005 también se convocó por internet a la asistencia de un concierto similar, de contenido racista y xenófobo. La concentración se celebró finalmente en un local de la localidad de El Burgo de Ebro, aunque tan solo asistió medio centenar de personas.

Como en aquella ocasión, la Policía considera que el lugar de concentración de los neonazis solo se comunicará a sus simpatizantes en el último momento y por el mismo medio en que se ha divulgado la convocatoria, internet.

Zaragoza es una ciudad habitual para este tipo de concentraciones debido a sus buenas comunicaciones con capitales donde se ha detectado una mayor actividad de estos grupos, como Madrid, Barcelona y Valencia.

No obstante, desde que se cerró un local de la calle Madre Sacramento que servía como punto de concentración y se desarticuló a varios grupos de esta ideología, estos actos de contenido racista y xenófobo, aunque enmascarados como conciertos de rock, han disminuido en la capital aragonesa.

La presión policial sobre estas tribus urbanas también ha dificultado en los dos últimos años la cesión de locales para concentraciones de grupos violentos, que frecuentemente han intentado desarrollar sus actos en barrios y localidades próximas a Zaragoza, como Casetas, Cuarte de Huerva y, el año pasado, El Burgo de Ebro. Solo en algunas ocasiones han realizado los conciertos en establecimientos del casco urbano, como un bar existente en la calle General Sueiro.

Inicialmente, la Policía no tiene previsto impedir el concierto de rock, si no existen motivos de seguridad que obliguen a su prohibición. No obstante, las concentraciones de neonazis en Zaragoza han derivado en varias ocasiones en episodios violentos y en agresiones por parte de las personas que asisten a las mismas.

Las fuentes consultadas señalaron que, una vez que se averigüe el lugar de la concentración, los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad desplegarán un dispositivo de vigilancia en previsión de posibles incidentes.