Si del proyecto de presupuestos de Aragón para el 2007 se excluyen las partidas para las actuaciones relacionadas con la Expo del 2008 en Zaragoza se constata que el aumento de las cifras es "el menor de toda la legislatura" y resulta "insuficiente" para afrontar todas las necesidades sociales de la comunidad. Es la valoración que hizo ayer el PP de las Cortes respecto a la propuesta económica del Ejecutivo del PSOE-PAR, que inició hace escasos días su andadura parlamentaria.

Antonio Suárez y Manuel Guedea, diputados del PP, quisieron analizar el proyecto económico porque hoy comienzan en la Cámara las comparecencias de los consejeros para explicar las cifras de sus respectivos departamentos.

Como anticipo a la postura que mostrarán los populares en estas las próximas sesiones, Suárez destacó varias líneas críticas. Según señaló, si al aumento de 360 millones de euros que registra respecto al presupuesto del 2006 se le quitan los 129 destinados a actuaciones de la Expo, la cifra real de crecimiento es de 231 millones, un 4,81%.

"Ese porcentaje de incremento es el menor de toda la legislatura. Y consideramos necesario excluir el dinero para la Expo de este proyecto igual que la DGA de PSOE y PAR, por boca de José Ángel Biel, ha excluido del presupuesto del Estado las partidas de la Expo, que es algo circunstancial", argumentó el portavoz del grupo, Antonio Suárez.

SIN RECURSOS Según esta tesis, el aumento del dinero destinado a políticas sociales para el año próximo será insignificante, pues si al departamento de Educación se le resta el dinero del Palacio de Congresos de la Expo apenas crece. En términos generales, se destina el 61,33% del total disponible a estos proyectos sociales, una cifra muy parecida a la de este año (60%).

Respecto a los ingresos, denunció que llegará menos dinero de la Unión Europea (86 millones menos) y del Estado (diez millones menos). También hay un descenso de 31,5 millones de euros en la previsión de ingresos por el canon de saneamiento (debido al acuerdo con Zaragoza para que no lo pague hasta el 2013, ya que financia su gran depuradora). Por el contrario, crece en 60 millones el dinero que se espera recaudar del IRPF, en 47 millones, el procedente del impuesto de Sucesiones y en 70, el del impuesto de Transmisiones Patrimoniales.