El Pleno de las Cortes de Aragón rubricó ayer un nuevo acuerdo unánime para pedir la reapertura de la línea internacional férrea del Canfranc como paso necesario y previo a la construcción al túnel de baja cota de la Travesía Central del Pirineo y que Huesca sea sede de acontecimientos internacionales sobre política ferroviaria. El acuerdo de los cinco grupos se alcanzó en virtud de dos iniciativas diferentes presentadas por CHA y PAR que fueron refundidas en una sola. Además, se pide al Gobierno central que se tome el máximo interés en este asunto.