La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha adjudicado a la empresa Sumelzo la reparación urgente del embalse de San Bartolomé, del que se abastece Ejea de los Caballeros y que ha sido este año la única obra declarada de emergencia en Aragón por la situación de sequía.

La detección de dos socavones en el estribo izquierdo de la presa, uno aguas abajo y otro aguas arriba, obligó a vaciar el embalse e impide aprovechar toda su capacidad --seis hectómetros cúbicos--. La inversión para repararlo es de 1.800.000 euros, que asumirá el organismo de cuenca.

La CHE está tramitando obras de emergencia para garantizar el abastecimiento a más de veinte pueblos aragoneses en épocas de sequía. También prepara la derivación de caudales de invierno del Ésera al Noguera Ribagorzana y una elevación de agua del río Jalón al embalse de la Tranquera.

Por otro lado, el Consejo de Ministros aprobó ayer la mejora del revestimiento del Canal de Aragón y Cataluña entre el partidor de Zaidin y Coll de Foix, en Tamarite de Litera; el acondicionamiento del acueducto del Nou, en el mismo término municipal, y la reparación del 17,7 kilómetros del Canal de Bardenas en Ejea.