El estallido de la Guerra Civil tras el golpe militar dado por Francisco Franco partió el mapa de Aragón en dos dejando dos frentes bien diferenciados y hegemónicos que provocaron la creación de un frente estable y continuo durante toda la guerra. El inicio de la guerra obligó a los ciudadanos aragoneses --sobre todo en el medio rural-- a modificar sus costumbres y formas de vida, independientemente de la distancia que les separase del lugar de los combates.

La llegada descoordinada de las columnas de milicianos que llegaban del este y la defensa bien organizada militarmente de las tropas del Ejército rebelde provocaron una descarnada lucha que causó duros estragos entre la población. El comportamiento militar, el avance de las tropas y su incidencia en los habitantes de las localidades son algunos de los aspectos que analiza la quinta entrega de La Guerra Civil en Aragón, una colección de EL PERIÓDICO que se puede adquirir mañana en los quioscos junto al ejemplar del diario por 5 euros.

Así, el quinto volumen de La Guerra Civil en Aragón lleva por título Los primeros meses de guerra (verano 1936 - primavera 1937) y cuenta con los textos de reconocidos historiadores que han investigado y se han adentrado en los entresijos de este triste periodo de la historia contemporánea española. Con una introducción de Gabriel Cardona, en este número aparecen textos de José María Maldonado, José María Azpiroz, José Ramón Villanueva, Juanjo Gallardo, José Manuel Márquez, Pedro Rújula, Javier Calvo, José Manuel Guiu, Manuel Ballarín, Víctor Pardo, Helena Andrés y Jaime Cinca.

Algunos de estos textos ahondan en aspectos de extrema importancia en el desarrollo de la guerra en Aragón. Es el caso de un reportaje sobre las milicianas en el frente aragonés, el paso de la columna anarquista a la división del Ejército Popular, la ayuda sanitaria internacional a la República, las guerrillas y los espías en el frente de Aragón, el papel de los oscenses en la guerra o la participación de dos escritores de reconocido renombre que inmortalizaron en sus libros el desastre de la guerra.

TRATAMIENTO GRÁFICO Esta colección, que está siendo un gran éxito editorial, cuenta además con unas infografías muy cuidadas que aproximan al lector detalles laterales de la guerra pero no por ellos menos importantes. Así, una cuidada selección de mapas y gráficos permiten conocer aún mejor y de forma objetiva este episodio de la Historia. Junto a ellos, una selección de fotografías de alto interés para los expertos y aficionados a la Historia.