Más de 150 personas se reunieron ayer en la plaza de España de Zaragoza para exigir una vivienda a precios asequibles. La concentración, organizada por la Asamblea por la Vivienda Digna, fue secundada por otros colectivos y tuvo réplicas en otras ciudades españolas.

"En Zaragoza se estima que hay unas 50.000 viviendas vacías cuando en el Toc Toc están apuntados 30.000 jóvenes, algo que es ilógico", apuntó Saúl Pérez, miembro de la plataforma. Las reivindicaciones que ayer se escucharon en la plaza de España son claras: "Exigimos a la Administración que presione para sacar al mercado los pisos vacíos en alquiler y la creación de viviendas de protección oficial pero no en el exterior de la ciudad", proclamó Pérez, para quien la Expo está pasando "factura".

La cita congregó también a representantes políticos como Adolfo Barrena y José Manuel Alonso, coordinador regional y local de IU respectivamente. "Somos la segunda ciudad de España en la que más sube el precio de la vivienda, por encima del 14%", lo que hace que mucha gente "no pueda acceder a ese derecho constitucional de la vivienda digna", remachó Alonso.