Cantautor

Ha tenido la oportunidad de componer a toda prisa una canción sobre un tema candente: los Bienes de la Franja. Canción que repasa la lista de objetos que Aragón reclama al arzobispado de Lérida y que el titular Ciuraneta se niega a devolver. Ricardo posee una dilatada carrera que comenzó con Hato de Foces y sigue con Constante y Senante.

--A este tipo de canción se le puede llamar utilitaria.

--Sin duda; lo he visto este verano que la he cantado y he palpado cómo era recibida. Con entusiasmo. Luego me la pidieron en algunas radios y como no la tenía grabada hice una maquetilla bastante cutre, pero que ha servido para difundirla.

--¿Cómo se aventuró a escribir algo sobre los Bienes?

--Escuché algo y no entendía de qué iba. ¿Qué es eso de los Bienes, me pregunté? Cuando lo supe me pareció que había tema para una canción reivindicativa. El siguiente paso fue buscar información sobre ello, y te aseguro que me costó mucho porque no encontraba el listado de esos Bienes. Miré en Internet, pregunté a la gente, y nada...

--Cómo los iba a encontrar si estaban en Lérida...

--Ja, ja, eso pasaba, sí. No los encontraba porque los tenía Ciuraneta. Al final me los envió una amiga por fax y ya empecé a escribir.

--Es una canción que sirve, a diferencia de otras con ánimo de perdurar un poco más.

--Eso es; son canciones de plena actualidad, como otras que he hecho. La música a veces ayuda a generar un movimiento social común.

--Va todo en un clima que ha despertado últimamente Bruce Springsteen con su disco de canciones de Pete Seeger.

--¡Me alegré un montón cuando Springsteen sacó ese disco! Vuelve un gusto por el folk, por las letras comprometidas, por el tono popular... Ten en cuenta que a los cantautores a menudo nos han dicho que somos un rollo, un coñazo. No nos contratan a menudo por la idea preconcibida de que somos rancios, cuando en mis conciertos la gente se lo pasa de maravilla, vamos con unos músicos extraordinarios y todo tiene un clima de fiesta.

--Usted además hace tiempo que lo ha demostrado.

--Hombre, desde mi participación con Hato de Foces hasta ahora con Constante y Sonante. Precisamente no he querido personalizar en un nombre concreto, sino dar idea de grupo. Pero siempre he manifestado un compromiso universal y aragonés. Llevamos el cachirulo en el alma, más que en la cabeza.

--Envíele la canción a Ciuraneta.

--Sí, se la enviaré, tienes razón. Y para este verano quiero montar un poco de escenografía cuando cante la canción.