La alcaldesa de La Muela, Mariví Pinilla, expone desde esta tarde en la Casa de Cultura de su pueblo una selección de trabajos fotográficos efectuados por ella. La muestra permanecerá instalada en el local municipal hasta el próximo 31 de marzo, y podrá visitarse todos los días en horario de tarde, de cuatro a nueve y media, según señala el anuncio del evento, buzoneado ayer por parte de los domicilios de la localidad.

La exposición, que estará abierta al público por espacio de cuarenta días, tiene como título Un instante en la memoria, y el pasquín anunciador incluye como lema "La manera más apasionada de atrapar el tiempo".

Pinilla, alcaldesa desde hace más de dos décadas y que actualmente se encuentra en libertad bajo fianza por su presunta participación en una supuesta trama de corrupción urbanística que operaba en su municipio, cultiva desde hace tiempo varias artes plásticas, entre las que se encuentran la fotografía y la pintura.

De la primera dará fe la muestra que expone desde esta tarde. A la segunda le dedicó parte del tiempo que permaneció ingresada en prisión entre el 22 de marzo y el 21 de julio del año pasado. Uno de los objetos que más llamaron la atención cuando se reunió con su esposo, sus hijos y su hermana en las puertas de la cárcel de Zuera tras fue un cuadro de vistosos colores azulados y amarillentos con unas aspas que había pintado durante su estancia en el módulo de mujeres de Zuera.

CUADROS También ilustra la afición de los Embarba-Pinilla a las artes pictóricas el informe remitido al juzgado de La Almunia por la Unidad Antilavado de Activos de la República Dominicana tras registrar el chalet inscrito a nombre de Víctor --el hijo mediano de la alcaldesa, también imputado en la Operación Molinos-- en el número 9 de Villa Los Naranjos, en La Romana. La Procuraduría General de la República intervino un total de 36 cuadros y pinturas en la finca caribeña de 2.361 metros cuadrados.

Los policías reseñaron con el número ocho "un cuadro del pintor Paúl Gaugin" (sic), en una lista que incluye otros de "Domingo Domínguez, Roberto Uribe y Pepe ST Martín.

Víctor Embarba firmó la compra de la finca en marzo del 2005 --según la comisión rogatoria enviada a La Almunia-- y los policías dominicanos la registraron en septiembre del 2009. Los miembros de la familia viajaban con cierta frecuencia a la República Dominicana.