El sindicato CCOO en Aragón ha lamentado el accidente laboral mortal, que ha costado la vida a dos trabajadores de la obra del edificio "Torre Zaragoza", junto a la estación de Delicias, en la avenida de Navarra, y ha confiado en que se investigue para aclarar los hechos.

CCOO Aragón ha mostrado también sus condolencias y solidaridad con su familia, amigos y compañeros, según ha dado a conocer en una nota de prensa.

Los hechos han ocurrido sobre las 12.00 horas de este martes, cuando un andamio en el que se encontraban dos trabajadores se ha precipitado contra el suelo desde un séptimo piso. Como consecuencia del impacto, uno de ellos ha muerto en el acto, mientras que el otro ha sido trasladado a un centro hospitalario, en una ambulancia del 061, aunque ha fallecido poco después.

Los Bomberos de Zaragoza han acudido al lugar tras recibir un aviso del 112, con un furgón de salvamento, un coche de mando y una ambulancia.

Medidas de seguridad

Ha añadido que este accidente mortal, a la espera de la investigación de la inspección de trabajo, "parece que han fallado las medidas de seguridad adecuadas que podían haber evitado la caída de estas personas desde una octava planta del edificio en construcción".

El sindicado ha reconocido que, por el momento, desconoce en qué empresa estaban contratados los trabajadores accidentados, pero han incidido en que tanto la empresa principal como las subcontratas habituales en este tipo de obras "tienen responsabilidad a la hora de evitar y prevenir los accidentes".

Exigencias

En 2020, a pesar del parón de la actividad debido a la pandemia del covid-19, un total de 6 personas han muerto trabajando y 17 han sufrido accidentes graves en el sector de la construcción en Aragón.

CCOO Aragón han indicado que, una vez más, que las obras de construcción "requieren" profesionalidad y medidas de prevención para evitar accidentes y "es el empresario el responsable de evitar el riesgo".

La central sindical ha exigido el "máximo rigor" en la investigación de este hecho luctuoso y en el establecimiento de responsabilidades y ha reclamado a las empresas el cumplimiento "estricto" de la legislación y una mayor implicación en la prevención de riesgos laborales. A la

administración le ha reclamado la "dotación" de recursos para la inspección y control, junto a la adopción de medidas de toda índole para evitar los accidentes laborales.

El sindicato ha afirmado que nadie debería morir en el trabajo y para ello es necesario que las empresas tomen cuantas medidas sean necesarias para evitar los accidentes. También, en este sentido ha solicitado a las administraciones públicas que incrementen el número de efectivos, y la actividad inspectora, de la Inspección de Trabajo y el ISSLA --Instituto Aragonés de Seguridad y Salud Laboral--.