El alcalde de María de Huerva, Tomás Díaz Álvarez, volverá a ocupar su puesto como primer edil del consistorio zaragozano la próxima semana. Así lo ha confirmado a este diario después de pasar tres semanas apartado de la política, como ya anunció en su día "por motivos familiares". Ahora regresa en mejor situación, estimulado sobre todo "por el sentido de la responsabilidad, que es muy fuerte", ha asegurado el dirigente de Izquierda Unida.

Díaz delegó temporalmente su cargo en otro miembro de la corporación, Donoso Cañizal, el primer teniente de alcalde, «por motivos personales» el pasado 20 de abril, cuando señaló que preveía estar dos semanas desvinculado de la vida municipal para gestionar asuntos propios. Ha sido finalmente algo más, pero el próximo lunes, 17 de mayo, estará de nuevo trabajando.

Tomás Díaz Álvarez llegó a la alcaldía en las elecciones municipales del año 2019 tras llegar a un acuerdo con otras fuerzas políticas, entre ellas Ciudadanos, cuyo único representante salió del equipo de Gobierno a principios de año por desacuerdos internos.

A raíz de esa situación, se pensó que PP, Vox y Cs podían conformar una mayoría alternativa, pero finalmente Tomás Díaz sigue conservando la vara de alcalde con un programa centrado en la cultura, el deporte y la mejora de la vida de los habitantes de María de Huerva, que ha experimentado un fuerte aumento de población en los último años debido al crecimiento enorme que hay en el área metropolitana de Zaragoza y a la construcción de viviendas unifamiliares que han atraído a familias jóvenes.