La Red Natural de Aragón, dependiente del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, ha conseguido acercar a los espacios naturales de la comunidad --zonas protegidas-- a más de 3.000 escolares, a pesar de la pandemia.

Allí, han podido descubrir, investigar y conocer desde el aula o desde el propio entorno la riqueza natural de la región, ha señalado el Gobierno autonómico en una nota de prensa.

No obstante, estos datos quedan todavía lejos de los más de 23.000 estudiantes que pasaron por los espacios naturales protegidos aragoneses en 2019, aunque reflejan la lenta, pero constante recuperación tras más de un año de pandemia.

A la mejora de la situación general se ha sumado la puesta en marcha de medidas de prevención y seguridad en todas las actividades realizadas, como la creación de grupos burbuja, lo que ha supuesto un incremento de la confianza y la participación en estas actividades educativas, en especial, en los meses de primavera.

Durante el curso escolar 2020-2021, centros educativos de todos los puntos de la geografía aragonesa han participado en estas actividades de educación ambiental cuyo principal protagonista ha sido el alumnado de Educación Primaria, seguido por el de Educación Secundaria y grados de formación profesional.

Programa pionero virtual

Ante la imposibilidad de que los escolares se acercaran a los espacios naturales a causa de las medidas sanitarias, la Red Natural de Aragón ha puesto en marcha a lo largo de este curso, por primera vez en su historia, el Programa Educativo Virtual.

Constituyen unos recorridos interactivos guiados por el educador ambiental a través de los cuales el alumnado ha podido visitar los espacios naturales protegidos de Aragón sin salir de las aulas garantizando todas las medidas de seguridad y sin que los escolares tuvieran que renunciar a esta experiencia.

Esta alternativa digital pionera se ha implementado ya en espacios como la Reserva Natural de los Sotos y Galachos del Ebro (La Alfranca), la Reserva Natural Dirigida de la Laguna de Gallocanta, el Parque Natural del Moncayo, el Paisaje Protegido de Pinares de Rodeno o el Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara.

Así mismo, a lo largo de este curso escolar también se ha seguido llevando a cabo el Programa Educativo Zonas de Influencia Socieconómica de los espacios naturales de Aragón, también conocido como PEZIS. Un año más, gracias a esta iniciativa, los alumnos han podido descubrir más sobre los valores ambientales del entorno en el que viven.

Por otro lado, el proyecto Aragón Natural, con la colaboración del Departamento de Educación, ha permitido que decenas de escolares participaran en varios proyectos de investigación en zonas como el Parque Natural Posets-Maladeta entre otros espacios.

25 años de los programas educativos

Este año, además, la Red Natural de Aragón cumple un cuarto de siglo desde que puso en marcha su primer programa educativo. Desde entonces, más de 500.000 estudiantes han conocido de primera mano los espacios naturales protegidos de Aragón a través de actividades guiadas y visitas a los centros de interpretación.

En la actualidad, la Red Natural de Aragón cuenta con 18 Espacios Naturales Protegidos, un equipamiento de 19 centros de interpretación y un equipo de 30 educadores ambientales repartidos por todo el territorio aragonés.