La Guardia Civil ha realizado nueve rescates de montaña este fin de semana en la provincia de Huesca, siete el sábado y dos este domingo. Tres de las intervenciones del sábado las llevó a cabo el GREIM de Boltaña, con helicóptero de la Guardia Civil con base en Benasque y médico del 061.

Una de ellas fue en Llanos de Lalarri, donde una vecina de Alcañiz de 25 años sufrió un esguince; otra en la zona de Monte Perdido donde dos montañeros de Vitoria de 28 y 30 años tuvieron que ser atendidos por agotamiento en la ruta de las escaleretas, y el otro fue una mujer vecina de Guipúzcoa que fue evacuada desde el Refugio de Goriz con un esguince.

La Guardia Civil efectuando rescates de montaña GUARDIA CIVIL

También ayer el EREIM de Panticosa, con helicóptero de la Guardia Civil con base en Huesca y médico 061, realizó tres rescates: uno en el camino entre el Balneario y el refugio de Bachimaña desde donde tuvieron que evacuar a un vecino de Cercedilla (Madrid) con un esguince de tobillo; otro una lesión de tobillo en las proximidades del refugio de Bachimaña desde donde evacuaron a una vecina de Zamora de 52 años y, el último, una vecina de Madrid de 55 años que se había caído y tenía contusiones. Todos los evacuados fueron trasladados al Hospital de Jaca.

La séptima intervención de ayer la efectúo la SEREIM de Jaca en la zona del Castillo de Acher, donde una mujer de 60 años sufrió una caída que le provocó una luxación de hombro, siendo evacuada también al Hospital de Jaca.

Este domingo el EREIM de Panticosa ha sido avisado para llevar a cabo dos rescates en la zona de lagos de Arriel tras recibir el aviso de que dos montañeros habrían sufrido lesiones y precisaban ser evacuados.