La localidad pirenaica de Sallent de Gállego, en el Pirineo aragonés, ha estado 35 horas sin servicio telefónico de la compañía Movistar, marca comercial principal de Telefónica, según han señalado fuentes del municipio. La conexión se cayó en torno a las 23.00 del 26 de julio y ha vuelto hoy a las 10.00 tanto la red fija como la red móvil.

La situación ha provocando un gran trastorno a particulares y empresas, dado que acaba de empezar la temporada alta del verano y la villa pirenaica registra una gran afluencia de visitantes, al tiempo que muchas segundas residencias están habitadas durante esta época. Además, mucha gente en el pueblo se encuentra teletrabajando durante estos días y la caída de la conexión ha sido un gran inconveniente, señala el ayuntamiento de la localidad oscense.

El ayuntamiento solicitó a los servicios técnicos de la compañía que restablecieran cuanto antes la cobertura, dado que la falta de señal afectaba al uso del teléfono, a internet y a televisión. Asimismo, desde el consistorio de Sallent de Gállego han comentado que no es la primera vez que sucede este verano, pero sí que ha sido la ocasión que más tiempo ha durado la desconexión.