Alrededor de 15.500 aragoneses usuarios de las residencias de mayores podrán recibir en los próximos días una tercera dosis de la vacuna contra el coronavirus. La Comisión de Salud Pública ha aprobado este jueves esta petición de varias comunidades autónomas, entre ellas Aragón, y la podrán administrar de forma inmediata o en unas semanas.

Además, se ha ampliado el grupo de pacientes (el denominado grupo 7) con patologías de alto riesgo que también podrán completar su inmunización con esta dosis adicional de Pfizer o de Moderna. Este ya incluía a trasplantados, pero añade a pacientes oncológicos, en hemodiálisis o diálisis peritoneal, mayores de 40 años con síndrome de Down, entre otros. En total, todos ellos suman en la comunidad alrededor de 9.000 personas. Sobre cuándo se pondrá, la ponencia de vacunas propuso que comenzara a administrarse a partir del 4 de octubre, pero algunas autonomías mostraron la necesidad de que no se incluyera una fecha concreta, de tal manera que aquellas que tengan disponibilidad de dosis y logística necesaria puedan comenzar de forma inmediata si así lo estimaban oportuno. El Ministerio de Sanidad dio su visto bueno a la propuesta y por eso la comisión no incluye una fecha concreta a partir de la cual comenzará a inocularse esta tercera dosis. En el caso de Aragón, la fecha de inicio será en los próximos días, aún sin determinar.

El Ministerio de Sanidad asegura que la vacunación de las personas mayores institucionalizadas se debe a su perfil de «fragilidad, pluripatología y entornos cerrados».

Asimismo, en la reunión se acordó, tal como estaba previsto, el suministro de una pinchazo adicional a las personas que forman parte del denominado grupo 7, como aquellos con tratamientos innmunosupresores, de muy alto riesgo, así como a pacientes oncohematológicos en tratamiento de quimioterapia o radioterapia. También se incluyen pacientes en hemodiálisis o diálisis peritoneal, en tratamiento por cáncer, mayores de 40 años con síndrome de Down.

El Consejo Interterritorial del 7 de septiembre ya aprobó administrar la tercera dosis a otros colectivos del grupo 7 como personas con trasplante de órgano sólido, los receptores de trasplante de progenitores hematopoyéticos y las personas en tratamiento con fármacos anti-CD20. En Aragón son 9.000 las personas que forman parte de este colectivo, y 4.000 ya tenían antes asegurada su dosis al ser receptores de un órgano pero, de momento, no han sido citados por los hospitales aragoneses para esa tercera dosis.

La ministra de Sanidad del Gobierno nacional, Carolina Darias, ya adelantó también el miércoles la posibilidad de ampliación de colectivos susceptibles de recibir esta dosis de recuerdo.