Las cuartas elecciones al Consejo de la Guardia Civil tendrán lugar los próximos martes y miércoles, días 26 y 27 de octubre, donde están llamados a participar más 4.000 agentes en Aragón, entre personal en activo y en reserva.

Se trata de unos comicios para elegir a los que serán sus representantes en el único órgano democrático con el que cuentan dentro la Institución. Habrá 553 puntos de votación a nivel nacional y en la comunidad autónoma serán diez en la provincia de Zaragoza, 12 En Huesca y siete en Teruel.

En una nota de prensa la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha señalado que Aragón "se juega mucho" en estas elecciones, ya que las mejoras en las condiciones sociolaborales de los guardias civiles destinados en la región "repercutirán directamente en el servicio que se presta a los ciudadanos".

Desde AUGC, se ha animado a participar en estas elecciones para seguir defendiendo los intereses de los guardias civiles, no solo en el presente sino también en el futuro para "lograr un Cuerpo del siglo XXI".

Las principales reclamaciones de la Asociación Unificada de Guardias Civiles son las siguientes: cumplimiento íntegro del Acuerdo de Equiparación Salarial con otros cuerpos policiales autonómicos, ya que faltan por desarrollarse tres cláusulas del acuerdo.

Las cláusulas son: la revisión de las cantidades destinadas al proceso de equiparación salarial, que son insuficientes; la tramitación de una Ley para que en el futuro no se produzcan desigualdades salariales con otros cuerpos policiales que realizan las mismas funciones, y el desarrollo de procesos para la incorporación al servicio activo de compañeros que se encuentran en situación de reserva sin destino.

Otras reivindicaciones

También han reivindicado la implantación de una jornada laboral "digna" porque, según ha informado la Asociación, los guardias civiles son los únicos trabajadores de los servicios de emergencia, incluidos resto de cuerpos policiales, que no cuentan con una turnicidad de trabajo estable y continuada, a pesar de que así lo marca la ley.

Por el contrario, ha continuado, se prima a los altos mandos menospreciando el trabajo operativo de los guardias civiles de base a los que no se le reconoce "con justicia" los horarios en festivo, nocturnos, Navidades, o el fin de la aplicación del Código Penal Militar, entre otras propuestas.

Por último, AUGC también ha reclamado otras cuestiones que "supondrían incremento directo de la calidad de la seguridad pública en la comunidad". En este sentido han citado la exigencia de mejorar el equipamiento y material de los agentes, así como las instalaciones en las que trabajan y se atiende a los ciudadanos, "sin olvidar la escasez de plantilla".