La Guardia Civil ha detenido un hombre por conducir ebrio y en dirección contraria en una Vía Verde del término municipal de Sarrión, Teruel. Los hechos han tenido lugar esta madrugada, cuando efectivos del puesto de Mora de Rubielos visualizaron cómo un vehículo circulaba por un área de servicio, denominada Vía Verde, en sentido contrario a la circulación e intentando abandonarla por una zona prohibida. La Guardia Civil le advirtió mediante señales luminosas y acústicas, pero el conductor hizo caso omiso y se intentó incorporar a la A-23 por el carril contrario a la marcha, poniendo en grave riesgo al resto de conductores.

Tras conseguir darle el alto y después de mantener una breve entrevista con él, procedieron a realizar las pertinentes pruebas de detección de alcohol por parte del Dto.Tráfico de Sarrión y Equipo de Atestados de la Comandancia, arrojando un resultado de 0.74 y 0.70 mg/l en aire expirado.

El conductor ha incurrido en un delito contra la seguridad del tráfico (por la alcoholemia positiva) delito de desobediencia a agentes de la autoridad (al ignorar las señales acústicas y luminosas) y delito por circular por la izquierda en una vía de doble sentido, en sentido contrario al estipulado.