La punta de la crecida del Ebro ha pasado esta noche por Zaragoza, donde el nivel del río, medido en el Puente de Santiago, ha bajado desde los 5,52 metros del pico registrado a las 20.00 horas de ayer a los 5,16 de las 9.00 horas de esta mañana, mientras que la cresta se aproxima a Pina de Ebro, en la Ribera Baja.

Según los datos del Sistema Automático de Información Hidrológica de la CHE, el pico en Zaragoza se alcanzó a las 20.00 horas con 2.117'9 metros cúbicos por segundo de caudal, por debajo de la punta que dejó en la capital aragonesa la avenida extraordinaria de 2015, cuando el 2 de marzo alcanzó 2.448 metros cúbicos por segundo de caudal y 6,1 metros de altura.

La punta de la crecida se aproxima ahora a los municipios de la Ribera Baja del Ebro. Según la CHE, el episodio máximo de la crecida extraordinaria se encuentra esta mañana entre Villafranca y Pina de Ebro, municipio que visita esta mañana el presidente del Gobierno aragonés, Javier Lambán.

Lambán ha acudido a El Burgo de Ebro y después se desplazará a Quinto, a Pina y la Villafranca, acompañado por la delegada del Gobierno en Aragón, Rosa Serrano, y por el presidente de la DPZ, Juan Antonio Sánchez-Quero.