Kiosco

El Periódico de Aragón

EL CONFLICTO OLÍMPICO

Aragón no miente: las puntualizaciones de los técnicos de la DGA sobre los Juegos

Los representantes aragoneses explican detalladamente lo sucedido Cataluña y el COE | Aseguran que en los informes de las reuniones de la Comisión Técnica y en las grabaciones consta la reivindicación aragonesa de celebrar pruebas en Formigal y Cerler

Travesía de esquí de montaña en el entorno de la estación de XCandanchú. S. E.

José Ángel Hierro, Ricardo Aparicio y Carlos Lannes, los tres representantes de Aragón en la comisión técnica del proyecto olímpico, han firmado este martes un comunicado explicando cómo han transcurrido los trabajos preparatorios de la candidatura para organizar en el Pirineo los Juegos de invierno de 2030.

Estos tres técnicos del Gobierno de Aragón han participado en todas las reuniones celebradas a cuatro bandas –con Cataluña, el COE y el Gobierno central–, donde siempre han «manifestado y defendido propuestas que suponían un reparto equilibrado de las disciplinas y pruebas de la candidatura». Su análisis desmiente las tesis defendidas tanto por el organismo olímpico como por el Ejecutivo catalán, que aseguraron que todo estaba acordado y nunca admitieron otras situaciones de las que finalmente filtraron el 25 de marzo, dando por hecho un acuerdo que la DGA siempre negó.

Inicialmente, en el análisis de la distribución de las disciplinas de montaña, además de la adjudicación del esquí de fondo y el biatlón, se defendió la realización del descenso masculino y femenino en la estación de Cerler. "Dicha propuesta, avalada técnicamente por la calidad de las instalaciones de Aragón y su experiencia organizativa, no fue tenida en cuenta ni en la primera ni en ninguna de las reuniones posteriores", han explicado.

Aun así, valorando la importancia de presentar la candidatura, por la repercusión deportiva, social y económica para Aragón, los técnicos dicen haber mantenido en todo momento "un espíritu constructivo y dialogante, que permitiera avanzar, evitando un bloqueo que rompiera cualquier posibilidad de acuerdo posterior, teniendo en cuenta que toda la propuesta técnica habría de ser validada finalmente por los respectivos Gobiernos implicados", como finalmente no sucedió al no mostrarse la DGA de acuerdo con un repartido que no considera en pie de igualdad.

En la segunda reunión técnica, y con la presencia del presidente de la Federación Española de Deportes de Montaña y Escalada (FEDME) se avaló la organización del esquí de montaña en Aragón, quedando así incluido el Valle de Tena en la propuesta de candidatura, posibilidad que luego desapareció en el documento que filtró el COE.

Las reuniones posteriores, según los técnicos, han servido para "dilatar la situación sin que prospere propuesta alguna" por parte de los representantes de Aragón, "que han dejado claro en todo momento, como consta en los informes de las respectivas reuniones de la Comisión Técnica y constará en las grabaciones de la misma, la reivindicación del desarrollo de las pruebas del esquí de montaña en Formigal-Panticosa, que en algún momento comenzó a atribuirse a Cataluña, y compartir alguna de las pruebas de esquí alpino (descenso), snowboard o freestyle, de Cerler con Baqueira.

En todo momento, defienden, la Comisión Técnica trabajó con el horizonte de que la última palabra sobre el programa de la candidatura correspondía al ámbito político, y no a la emanada del equipo técnico. "En este sentido, con el único interés de que se avanzara después en la parte política, y se pudieran atender aquellas alternativas que planteamos, se dio por agotado el escenario de negociación técnico, sin poner más objeciones al documento elaborado que se remitió a los presidentes de Aragón y Cataluña, con el que Cataluña, aunque ahora se diga lo contrario, nunca ha estado de acuerdo".

Aragón no tenía pruebas de hielo

En este sentido, en el reparto final de las disciplinas de hielo, la propuesta por parte de la comisión técnica catalana, prescindía de cualquier desarrollo de pruebas de hielo en Aragón.

De todo ello, aseguran, "se ha informado puntualmente al Gobierno de Aragón y ahora es el momento y el escenario en el que ha de valorarse políticamente los acuerdos correspondientes".

En todas las reuniones y de manera responsable con el compromiso adquirido, prosiguen, "se ha pretendido que la candidatura se impulse en pie de igualdad entre Aragón y Cataluña con un reparto justo y equilibrado de las pruebas en cantidad y en calidad", afirman los tres técnicos, que muestran todo su apoyo "a la contrapropuesta elaborada por el Gobierno de Aragón" y remitida al COE por el consejero de Educación y Deporte, Felipe Faci, el pasado 7 de abril.

El comunicado concluye con el deseo de seguir trabajando "para que se alcance un acuerdo político que haga posible la candidatura de los Juegos Olímpicos de invierno 2030 en los Pirineos.

CATALUÑA DABA A ARAGÓN LAS SEDES QUE HABÍA DESCARTADO

El 'Govern' publicó en su web oficial la pasada semana los informes y cifras sobre el trabajo hecho entre 2018 y 2021 para presentar candidatura en solitario ante el COI, que confirman que necesitaba buscar sedes fuera de su territorio. En el documento denominado Dossier Blau se admite la necesidad de buscar otras sedes fuera de la comunidad para pruebas que, por sus características técnicas y requisitos impuestos por el COI, no podrían organizarse en las pistas catalanas salvo que se afrontara un desembolso millonario. Es el caso, casualmente, del esquí de fondo y el biatlón, que la candidatura conjunta finalmente asignó a Candanchú en el documento validado por el COE, y que ese documento interno catalán nunca se planteó. Lo mismo pasaba con el curling, que con Aragón solo podría ir a Jaca, por reunir los requisitos necesarios, y en su trabajo en solitario planteaba una inversión millonaria, como la que necesitaban para albergar pruebas de patinaje artístico o de velocidad, después otorgadas a Zaragoza.

Compartir el artículo

stats