Kiosco

El Periódico de Aragón

El sector biotecnológico en la comunidad

Certest cerrará su venta antes de final de año

El mayor fabricante de test de España, cuya valoración podría rondar los mil millones, ha confiado la operación al banco japonés Nomura / La operación no supondrá la deslocalización de su fábrica de San Mateo de Gállego donde tiene previsto producir vacunas ARN mensajero

Así avanzan las obras en la planta de San Mateo de Gállego CERTEST

Certest Biotec, especializada en la fabricación de test rápidos y PCR, cambiará de manos antes de que concluya el año. La biotecnológica aragonesa ha apostado en su plan estratégico por la venta (parcial o total) de la empresa con el objetivo de buscar sinergias y afianzar su crecimiento en los próximos años tras dos ejercicios en los que ha experimentado un salto cualitativo y cuantitativo a raíz de la pandemia. 

«En verano deberíamos de tener ya las bases de la operación para proceder a su firma antes de 2023», asegura a EL PERIÓDICO DE ARAGÓN uno de sus fundadores, Carlos Genzor. El otro es Óscar Landeta, y entre ambos suman el 61% del capital. El resto del paquete accionarial se reparte entre otros seis socios minoritarios. 

Cómo se llevará a cabo la venta de Certest y cuál será la configuración de la compañía está todavía por definir, si bien los socios fundadores conciben la venta «entendida como un proceso de integración en un grupo más grande que nos permita seguir creciendo», apunta Genzor, que rechaza que este proceso responda a la necesidad de financiar nuevos proyectos o inversiones, ya que «contamos con los recursos y la liquidez suficiente para afrontar los próximos años», añade.

Los socios fundadores conciben la venta «entendida como un proceso de integración en un grupo más grande que nos permita seguir creciendo»

decoration

La biotecnológica aragonesa ha contratado al banco de inversión japonés Nomura para negociar esta operación que ha despertado el interés de «tres o cuatro» compañías del sector con las que Certest ya mantenía alguna relación y cuyas sedes se encuentran en Europa, Asia y Estados Unidos. «Huimos claramente de los fondos de inversión», resaltó Genzor Los nombres de los potenciales compradores no han trascendido y el precio que podrían estar dispuestas a pagar tampoco, ya que estará sujeto a múltiples factores (mercado, compañía compradora, perspectivas de negocio…). No obstante, la estimación podría situarse en el entorno de los 1.000 millones.

El proceso de venta, no obstante, no comportará una deslocalización de la actividad. Ni mucho menos. Genzor insiste en que «la fábrica se mantendrá» en San Mateo de Gállego porque «hemos realizado una gran inversión en configurar una planta que dispone de la última tecnología. Nos gustaría crear aquí un polo de atracción de empresas biotecnológicas», añade el directivo. Además, para ser fabricante de productos biosanitarios «es necesario certificar una planta y ese proceso lleva años», por lo que «no existe riesgo de deslocalización». «El objetivo --añade-- no es vender y dar el pelotazo porque estamos en pleno proceso de inversión y creemos que acompañados de una empresa grande podemos crecer más».

«Hemos realizado una gran inversión en configurar una planta que dispone de la última tecnología. Nos gustaría crear aquí un polo de atracción de empresas biotecnológicas"

Carlos Genzor - FUNDADOR DE CERTEST

decoration

El salto experimentado por Certest Biotec durante la pandemia ha sido exponencial. La firma ha logrado multiplicar por tres su plantilla hasta superar los 300 trabajadores y ahora exporta a más de 130 países de los cinco continentes. «Nunca pensamos que íbamos a crecer tanto», reconoce Genzor. La trayectoria de la empresa ha sido imparable, pero en 2020 hubo un antes y un después, ya que cerró el ejercicio con un crecimiento del 1000%, es decir, multiplicó su negocio por diez respecto a los años anteriores en los que ya crecía a doble dígito. El pasado año cerró con una facturación de 165 millones de euros, de los que más de 90 millones fueron ganancias. «Hemos sido muy rentables», comenta el socio fundador, lo que les llevó a impulsar un plan de inversiones que supera los 100 millones de euros con el objetivo de ampliar su sede de San Mateo de Gállego (Zaragoza), comprar equipos de última generación y crear un laboratorio para fabricar vacunas de ARN mensajero desde Aragón. El nuevo edificio del polígono Río Gállego 2, en el que se están levantando las fases 5 y 6, estará listo en 2023.

Las fases de ampliación de la compañía aragonesa CERTEST

Año de reflexión

Certest afronta ahora un año de reflexión para encarar el futuro con decisión, un cruce de caminos que provocará muy probablemente un cambio de propietario y en el que habrá de definir cuáles son los ejes centrales del negocio. La producción de vacunas ARN mensajero será uno de los ejes de la actividad pero no está claro que esa vacuna esté vinculada al covid. De hecho, están diseñadas para hacer frente al coronavirus y luchar contra otras dolencias e incluso para la inmunoterapia de patologías como el cáncer. «El desarrollo de una vacuna lleva años y ahora estamos investigando, con 25 personas dedicadas exclusivamente a ello, y estudiando el mercado», destaca Genzor.

Además, la pandemia comienza a remitir con fuerza principalmente en el continente europeo, algo que ya se deja notar en la producción de Certest, que se ha reducido a una cuarta parte respeto a los que se fabricaba cuando el virus campaba a sus anchas por todo el mundo. 

La firma biotecnológica se convirtió en un salvavidas durante la pandemia y solo en 2012 produjo 25 millones de PCR y 11 millones de test de antígenos. Hoy, los operarios trabajan en la esqueleto de los nuevos edificios mientras sus empleados cogen aire tras el intenso trabajo de los dos últimos años. «Trabajábamos a un turno y tuvimos que hacerlo a tres, también habilitamos espacios nuevos para dar respuesta a la demanda mundial», recuerda el socio fundador de Certest. Ese frenético crecimiento le permitió reinvertir todos los beneficios y apostar fuertemente por la I+D. 

Dos empleados trabajando en el laboratorio de la firma CERTEST

La plantilla de Certest está formada por mujeres principalmente, ya que suponen el 85% del total. Su feminización, la investigación y la cualificación de sus trabajadores son, en definitiva, las señas de identidad de la firma.

San Mateo de Gállego buscan nuevos inquilinos biotecnológicos

La llegada de Certest Biotec a San Mateo de Gállego en el año 2012 supuso un antes y un después para este municipio zaragozano. Su aterrizaje representó un cambio de paradigma y varió la hoja de ruta del desarrollo industrial de la localidad zaragozana, ya que la apuesta de 2008 era crear un polígono agrotecnológico, pero esta idea se aparcó por el importante mazazo que supuso la Gran Recesión que explotó ese año. 

Cinco años después del inicio de la crisis, Certest eligió San Mateo para mudarse desde el Centro Europeo de Empresas e Innovación (CEEI Aragón), donde nació como empresa. Hoy, la localidad tiene una apuesta estratégica clara, la biotecnología como motor de desarrollo con Certes como empresa tractora. El alcalde del municipio, José Manuel González, reconoce que desde hace un par de años existen contactos con compañías del sector interesadas en instalarse en el municipio. Sin embargo, la operación de venta de Certest puede frenar el cierre de estas operaciones a la espera de conocer cuál es el futuro de la firma biotecnológica aragonesa. 

Compartir el artículo

stats