Kiosco

El Periódico de Aragón

ENTREVISTA
Medio Ambiente Santiago Sabaté Profesor de Ecología de la Universidad de Barcelona e investigador del CREAF

Santi Sabaté: "Plantando árboles no vamos a solucionar el cambio climático"

El profesor de Ecología en la Universidad de Barcelona e investigador del CREAF, el Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales, participa este martes por la tarde (18.30 horas) en la jornada 'Los bosques y su papel en la mitigación del cambio climático'

Santiago Sabaté, en su despacho. EL PERIÓDICO

Santiago Sabaté, profesor de Ecología en la Universidad de Barcelona e investigador del CREAF, el Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales, participa esta tarde (18.30 horas) en la jornada Los bosques y su papel en la mitigación del cambio climático, que organiza la Alianza por la Emergencia Climática en Aragón con la colaboración de Geofor, en el centro Joaquín Roncal de Zaragoza.

¿Siempre es positivo plantar árboles para luchar contra el cambio climático?

Cuando se plantan árboles, la parte de su crecimiento sí que capta CO2, pero hay que mirar también el proceso. Hay emisiones cuando se hacen plantaciones, a veces se hacen en lugares que no son los más adecuados, o no se eligen las mejores especies...No todo es tan directo. Hay que hacer una buena evaluación de las condiciones y ver lo que ese crecimiento aporta en el balance de carbono.

¿Qué otras partes intervienen en el proceso para inclinar la balanza hacia mitigar el cambio climático o no? ¿Cómo se puede saber si plantar árboles es positivo?

Uno de los retos que tenemos en este contexto de cambio climático es que cambian las condiciones de temperatura y precipitaciones, lo que lleva a la vegetación a situaciones más extremas. Como esto aún no está estabilizado, hay que ser prudentes con lo que se planta y cómo se hace. Se deben evaluar las condiciones del lugar; si hay regeneración natural; si promocionamos que haya biodiversidad. Otra parte positiva es el hecho de que los árboles fijan el carbono también en el suelo con la caída de las hojas.

¿Cuál sería la parte negativa?

Si hay que utilizar muchos recursos para que la plantación funcione, si hay que regarlos donde no hay agua, fertilizarlos... Hay una parte importante de sentido común, pero en las plantaciones a gran escala a veces no se tienen en cuenta estas cosas. No solo se trata de captar CO2, sino también de las aportaciones de esas infraestructuras en forma de sombras, entre otras cosas, que nos pueden ayudar frente al cambio climático.

¿Tiene sentido apostar por especies de secano para no tener que regar en lugares como Zaragoza?

Habría que verlo. Lo más importante es proteger los suelos, mejorar su aportación de carbono. Cuando se hace una plantación a gran escala, hay que tener en cuenta si está en el sur o en el norte, y no solo incluir árboles, también especies arbustivas. Además, sabiendo que existe el riesgo de incendios, tenemos que tener zonas de discontinuidad para que si hay un fuego se pueda parar. Para adaptarnos al cambio climático sí que hay que empezar a implementar las infraestructuras verdes que necesitamos.

¿Es una moda que instituciones y empresas traten de alcanzar la eficiencia energética plantando árboles?

Sí, claro (sonríe). Pero tampoco podemos quedarnos paralizados pensando que no va a funcionar. Sí que hay una tendencia de marketing de apostar por estos proyectos. A veces, hacen eso y no reducen emisiones por otros lados, o sea que se utiliza como excusa para seguir funcionando como hasta ahora. Plantando árboles no vamos a solucionar el cambio climático. Pueden ayudar, pero el reto que tenemos es reducir emisiones, que sería el primer objetivo que tendríamos que tener todos sobre la mesa, plantemos árboles o no. Si las plantaciones se hacen bien, pueden ayudar.

¿Qué medidas pueden ser más útiles para reducir emisiones?

Fomentar el transporte público, la bicicleta, el patinete y reducir el uso del vehículo privado. Ahí hay mucho camino por recorrer. El mejor favor que podemos hacer contra el cambio climático es reducir el consumo energético, en cualquier ámbito.

Compartir el artículo

stats