Kiosco

El Periódico de Aragón

EFECTOS DE LAS ALTAS TEMPERATURAS

Reventa en Aragón de cubitos de hielo: están agotados y los supermercados limitan su venta

En Mercadona los clientes solo pueden adquirir un máximo de cinco bolsas / Los bares aseguran que el calor no les permite una reducción en el consumo de cubitos

Mercadona limita a cinco el número de bolsas que pueden llevarse los clientes RESTRICCIONES EN EL CONSUMO DE HIELO EN MERCADONA.

La predicción se ha cumplido y los proveedores de hielo aragoneses están empezando a llegar a su punto límite como ya avanzó hace unas semanas EL PERIÓDICO DE ARAGÓN. Las existencias que las fábricas acumulan durante meses para las épocas de mayor demanda están escaseando y la capacidad máxima de producción no permite cubrir la demanda que en algunos casos llega a ser del doble de la capacidad máxima de producción diaria de los proveedores.

Los primeros en notar y poner solución a este problema han sido los supermercados. En los establecimientos de la cadena Mercadona en Zaragoza aparecieron ayer unos carteles en la zona de congelados que reducían el número de bolsas que se podían incluir en cada compra. «Limitamos temporalmente la venta de bolsas de hielo. Máximo cinco bolsas o un saco por cliente», rezaba la señal. Desde la empresa comunican que se trata de «una cuestión puntual».

«Hemos procedido a limitar la venta de hielo debido al aumento de demanda por las altas temperaturas que está provocando acaparamientos y que hace que tengamos circunstancias objetivas para hacerlo», aseguraba la cadena valenciana de supermercados en declaraciones a este diario.

Aun así, Mercadona no es la única en registrar este tipo de problemas en la comunidad. Trabajadores de Alcampo también aseguraban ayer que estos días solo están recibiendo un 10% del total de los pedidos, una situación que provoca que las existencias se estén terminando muy pronto.

Además, los trabajadores también aseguran que en los últimos días otros pequeños establecimientos de alimentación han estando haciendo acopio de existencias que venden a precios más elevados a bares y restaurantes, el otro gran sector que empieza a notar el desabastecimiento de cubitos.

Aunque por el momento los problemas no han sido graves, los hosteleros aseguran que el estoc puede romperse en cualquier momento. «Ahora mismo no estamos teniendo problemas generalizados pero es algo que puede cambiar mañana mismo. A nivel nacional ya empiezan a aparecer las primeras informaciones de compañeros que se quedan sin existencias, nosotros por el momento nos mantenemos a la espera de ver como evoluciona en los próximos días», asegura Luis Femia, presidente de la Asociación de Cafés y Bares de Zaragoza.

Cambio de proveedor

Un ejemplo de esta espera aparece en el Bar Cortez, situado en la calle Hernán Cortés. Allí, uno de sus trabajadores aseguraba que han tenido que cambiar de proveedor de hielo por problemas de desabastecimiento. Aunque con el nuevo se han encontrado con subidas de precio, no han sufrido una falta de estoc.

Aseguran que estos momentos la falta de hielo sería un problema importante para el negocio. «En invierno aun podía bajar el consumo pero con este calor es impensable. Cada dos días, tres máximo el repartidor nos trae unos 60 kilos de hielo», según explica el camarero.

Compartir el artículo

stats