Kiosco El Periódico de Aragón

El Periódico de Aragón

ENTREVISTA
Margarita Labrador Vicerrectora de Economía de la Universidad de Zaragoza

"El cierre de este presupuesto ha sido el más complicado en años"

La Universidad de Zaragoza contará con 361,4 millones de euros en 2023, lo que supone 32 millones más

La vicerrectora de Economía de la Universidad de Zaragoza, Margarita Labrador, posa para EL PERIÓDICO, el pasado miércoles en su despacho. Jaime Galindo

¿Cómo ha sido diseñar un presupuesto para una institución como la Universidad de Zaragoza con la que está cayendo con los precios, la inflación y demás?

Sin duda, este presupuesto ha sido el más difícil de preparar desde que estoy en el cargo (desde 2016). La cuestión que desde el principio nos ha condicionado es que había que restringir el gasto energético, ya dentro del plan de medidas de racionalización. Es un momento de tener menos iluminación, de no usar calefactores individuales, de adelantar algunos cierres y de abrigarse un poco más. La comunidad universitaria debe estar concienciada de esto.

Por lo que cuenta, les ha costado mucho encajar las cifras...

Sí, reconozco que el cierre del presupuesto ha sido complicado. No queríamos ni podemos perder calidad en las actividades que la universidad lleva a cabo, pero el problema es que todo está subiendo de precio. De hecho, conforme vayamos renovando los contratos de gas, de limpieza o de seguridad, por ejemplo, nos vamos a encontrar con que todo cuesta más. Ya nos ha pasado con los comedores de los colegios mayores, donde hemos tenido que subir las cuotas. Va a ser inevitable porque es una escalada de subidas.

¿Satisfecha con los 361 millones de presupuesto para 2023 a pesar de las complicaciones?

Digamos que, pese a lo complicado de la actual coyuntura, se han mantenido las dotaciones presupuestarias para mantener el alto nivel de calidad de la actividad universitaria.

«No hemos dejado nada fuera del presupuesto, pero el coste energético está disparado. Si la situación empeora y tenemos que recurrir a la deuda, lo haremos»

decoration

¿La previsión de gasto energético les ha llevado a dejar de fuera del presupuesto algún proyecto?

Esa era una de las opciones, pero ¿de dónde recortamos? No podemos tener menos personal, subir las tasas o dejar fuera programas potentes de investigación. Todo eso supone que la actividad de la universidad se vea resentida. No se ha dejado nada fuera porque estamos convencidos de que desde el Gobierno de España y desde Europa llegarán ayudas porque todas las administraciones públicas estamos igual. De todo modos, hemos planteado un recurso al endeudamiento del que tendremos que hacer uso si finalmente no podemos cubrir de otra forma el gasto energético tan alto.

Eso supone entrar en deuda...

Sí, sería deuda a corto plazo. Ahora, la Universidad de Zaragoza está en una muy buena situación financiera. Cuando llegamos en 2016 había 17 millones de deuda y durante el primer mandato de Mayoral la fuimos bajando. Ahora estamos en 6,9 millones de deuda, muy por debajo de la media de las universidades españolas. De todos modos, si hay que recurrir al endeudamiento, tendremos que hacerlo.

"La contabilidad analítica nos ha servido para ajustar cuentas en algunas unidades y en otras darnos cuenta de que hay servicios que se pueden modificar"

decoration

El presupuesto no ha dejado de subir desde 2016. ¿Ha tocado techo o todavía podría subir más?

El modelo de financiación acordado con el Gobierno de Aragón prevé una subida gradual, de forma que en 2026 la transferencia básica cubrirá el gasto corriente. El problema es que cuando se firmó este acuerdo no había una guerra en Ucrania, ni una inflación como la que hay ni un coste energético disparado. Estamos en una situación de una gran incertidumbre, así que vamos a intentar presupuestar y ejecutar lo mejor que podamos, pero tenemos que vivir casi al día.

¿Podría variar el modelo de financiación con la DGA?

No creo que se pueda, salvo que el Gobierno de Aragón reciba fondos adicionales. El contrato con la DGA es muy bien pensado y es el mejor que podía tener la universidad. Estamos muy satisfechos con el modelo, lo que pasa que esta inestabilidad económica de ahora no se puede plasmar en un papel. Hay que afrontar los problemas conforme vengan.

Labrador, en los pasillos del Paraninfo esta semana. Jaime Galindo.

La contabilidad analítica les ha ayudado a analizar la situación y tomar medidas más ajustadas.

Sí, es la contabilidad de costes de toda la vida. Es una herramienta de gestión que las empresas tienen para gestionar mejor y saber cuánto cuesta fabricar las cosas y aplicar los precios correspondientes. En las administraciones públicas, además, estamos obligados a tenerla y a hacerla pública, pero en España solo las universidades de Santiago de Compostela y de Zaragoza la tenemos. La contabilidad analítica nos ha servido para ajustar cuentas en algunas unidades y en otras darnos cuenta de que hay servicios que se pueden modificar. Sobre todo, es una herramienta que nos viene muy bien para que la comunidad universitaria sea consciente de cuál es el coste de las actividades que realiza.

¿La inversión para infraestructuras en 2023 es la prevista o han tenido que dejar alguna fuera?

No, se cumplen todas las previsiones que había para las licitaciones de obras en 2023. La obra de Filosofía y Letras terminará y aquí sí tendremos que asumir un sobrecoste derivado de la revisión de precios, pero es algo ya contemplado porque es una medida obligada y que podremos atender con el contrato con la DGA. Podría darse el caso de algún retraso en el inicio de alguna obra por la situación, pero en principio todo irá en tiempo y forma.

¿La reforma de la Facultad de Medicina será de las primeras?

Sí, es una de las obras prioritarias junto con las clínicas de Veterinarias para investigación. Estos son los primeros proyectos que se van a acometer.

"La idea es racionalizar el gasto de personal a cambio de una mejora de dinero que favorezca sus condiciones. No se va a despedir a nadie, pero habrá que estudiar si en algunos casos igual no es necesario que haya tantos profesionales"

decoration

¿Subirán el sueldo a la plantilla?

Hay una subida ya contemplada, que es la del 2% a todos los empleados públicos que marca el Gobierno de España. Hay 4,8 millones contemplados para la mejora de las retribuciones de determinados colectivos como pueden ser profesores laborales o de Personal de Administración y Servicios (PAS) laboral, pero el cómo y el cuánto se está concretando en las mesas sindicales.

¿Plantean más contrataciones?

La idea es racionalizar el gasto de personal a cambio de una mejora de dinero que favorezca sus condiciones. No se va a despedir a nadie, pero habrá que estudiar si en algunos casos igual no es necesario que haya tantos profesionales. El objetivo es racionalizar.

El mecenazgo universitario (fundraising) sigue abriéndose camino en el campus...

Sí, este concepto ya nos permitió poner en marcha el coro Cantatutti y el pasado viernes celebramos en el Paraninfo la primera cena benéfica en favor de un proyecto de una oenegé de la Facultad de Medicina para ayudar en una zona deprimida de Filipinas en tema de atención ginecológica. Sacamos 200 entradas por 50 euros y se agotaron, algo que no esperábamos. Estamos muy contentos y la idea es extender este tipo de acciones altruistas, muy sociales, a otros proyectos

Compartir el artículo

stats