Aragón es la tercera comunidad autónoma en la que menos guardias tienen que realizar los MIR, si bien es la séptima que más incumple los derechos laborales de los residentes. Estos son algunos de los datos que se desprenden del Estudio sobre jornada laboral y descansos de los MIR en España, un informe presentado por el Consejo General de Médicos (CGCOM) en el que se ponen de relieve las condiciones laborales de los médicos residentes en España y su impacto en la salud. La presentación del estudio coincide con la celebración, este sábado, del examen MIR, al que se presentarán 12.668 aspirantes para un total de 8.550 plazas.

Al total de Formación Sanitaria Especializada (que incluye también Enfermería) optan casi 30.000 sanitarios para algo más de 11.100 plazas.

Con una media de 4,76 guardias al mes, Aragón se sitúa por debajo de la media española (5,01) en cuanto al número de guardias que realizan los MIR. No obstante, Aragón es la séptima comunidad en la que mayor porcentaje de incumplimientos de los derechos laborales de los MIR ha detectado el estudio.

El informe muestra también que, en Aragón, el incumplimiento del descanso de la última guardia del sábado es del 39%, y que en el 14% de las ocasiones, los residentes no realizaron el descanso obligatorio.

Otra realidad a la que también se enfrentan los MIR en Aragón es la de las listas de incidencias. “Aquí son obligados a participar en listas de incidencias en las que se les coacciona a cubrir puestos asistenciales de compañeros sin previo aviso, con una disponibilidad total y ninguna recompensa”, lamenta Guillermo Viguera, vocal de Médicos Jóvenes y Empleo del Colegio de Médicos de Zaragoza.

La situación de los MIR en Aragón preocupa a la institución colegial, que aboga por implantar medidas que ayuden a mejorar los indicadores señalados en el estudio. “Reconocer el derecho al descanso es imperativo para evitar los problemas físicos y psicológicos que afectan al residente. Desde el COMZ abogamos por mejorar las condiciones de los residentes para paliar el déficit de especialistas y mejorar la atención a nuestros pacientes”, señala el Dr. Viguera.

A nivel nacional, el estudio arroja que más de un 80% de los MIR incumple el máximo de jornada laboral. Además, el 50% de los residentes son incluidos en listas de sustitución. Estas listas de sustitución (tse utilizan incumpliendo la legalidad para obligar a residentes que no están de guardia a cubrir una baja de última hora en caso de que alguien no pueda acudir a realizar su guardia sin ningún tipo de retribución por tener dicha disponibilidad.

Por grupos de especialidades, a nivel nacional, las especialidades quirúrgicas son en las que hay más residentes en listas de sustitución (60%), seguidas por Medicina Familiar y Comunitaria (55%) y por especialidades médicas no asistenciales (52%).

En el contexto actual, los Médicos Internos Residentes (MIR) son, en la mayoría de los casos, la primera línea de atención a los pacientes en centros hospitalarios y extrahospitalarios. Por este motivo, es importante que las condiciones de trabajo de este colectivo garanticen la provisión de una atención médica de calidad con los máximos estándares de seguridad para los pacientes.

Propuestas de mejora

Además de analizar la situación actual de los MIR, el consejo ha lanzado una serie de recomendaciones, a las que se suma el Colegio de Médicos de Zaragoza y el Consejo Autonómico de Colegios de Médicos de Aragón, con el objetivo de mejorar las condiciones de los especialistas en formación, reducir el evidente impacto en la salud de los mismos y mejorar la calidad asistencial de los pacientes del Sistema Nacional de Salud.

Los datos ponen de manifiesto que es necesaria una modificación de la legislación específica de la relación laboral de carácter especial de los residentes para que sea acorde a la normativa europea, al tiempo que se establecen los mecanismos de supervisión de las condiciones laborales en las que trabajan los médicos residentes en España.

Reclaman que se establezca un máximo de cuatro guardias obligatorias al mes y modificar el RD 1146/2006 para que recoja el descanso semanal (36 o 72h.) presente en la legislación vigente. En este sentido, desde el CGCOM advierten de que trabajar más horas de lo legalmente establecido y no realizar los descansos obligatorios tiene una estrecha relación con el deterioro del bienestar psicosocial de los MIR en lo relativo al aumento de las tasas de problemas de salud mental. Por otra parte, el consejo considera fundamental el desarrollo de sistemas de evaluación externos de la formación sanitaria especializada, a través de las auditorías externas por parte del Ministerio de Sanidad y de las encuestas de satisfacción por parte de las Comunidades Autónomas, con especial interés en la evaluación de las condiciones materiales de aprendizaje y el desarrollo de planes de gestión docente. Además, aboga por realizar una revisión y mejora del marco retributivo de los MIR para que la jornada complementaria a través de las guardias no suponga el grueso de los salarios.