Día Mundial del Medioambiente

Grupo Vall Companys avanza en su compromiso con la sostenibilidad y la economía circular

La compañía impulsa proyectos innovadores de economía circular que utilizan subproductos del cerdo para producir, por ejemplo, heparina y otras materias primas para la industria farmacéutica

Cárnicas Cinco Villas, en Ejea de los Caballeros, es una de las cinco plantas que tiene el Grupo Vall Companys en Aragón.

Cárnicas Cinco Villas, en Ejea de los Caballeros, es una de las cinco plantas que tiene el Grupo Vall Companys en Aragón. / Grupo Vall Companys

Monográficos

La economía circular y la sostenibilidad son el presente y el futuro del sector agroalimentario, de la misma manera que también lo son para la industria porcina y avícola. En esta línea y bajo esta premisa, el Grupo Vall Companys lleva más de 60 años comprometido con un sistema alimentario inclusivo, equitativo, seguro y ético.

Hoy, frente al desafío global de alimentar a una población que alcanzará los 10.000 millones en 2050, no hay otra opción: debemos producir de manera más eficiente y sostenible. Con esta meta en mente, la compañía puso en marcha el Programa PENTA, su plan estratégico de sostenibilidad, en línea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible plasmados por la ONU para 2030. Así, se trata de su manera de transformar esta visión en realidad; apostando por proyectos innovadores que generen valor, protejan el medioambiente y promuevan la salud de las personas.

Procesamiento y valorización de subproductos: economía circular con sello aragonés

Grupo Vall Companys, como el primer grupo empresarial agroalimentario de España, ha hecho una fuerte apuesta por impulsar proyectos de economía circular en Aragón. De esta manera, el año pasado anunció el proyecto Biovall Heparine Science, junto con la compañía farmacéutica Bioiberica, que permitirá la producción cruda de heparina a partir de la extracción de mucosa intestinal del cerdo.

En la misma línea, ICP, compañía especializada en el faenado, procesado y selección de productos de casquería y tripería, ya hace años que destaca por la valorización de los subproductos procedentes del sacrificio y despiece del cerdo. Así, se utilizan productos que podrían ser considerados residuos y se convierten en una materia prima susceptible de ser transformada en productos comestibles, ingredientes para la industria petfood (alimentos para animales), así como la industria farmacéutica.

Por último, cabe mencionar que el grupo impulsó, junto al grupo belga Veos Group, una planta industrial ubicada en la localidad oscense de Monzón. Veos Ibérica es un proyecto de innovación y de economía circular que procesa la sangre del cerdo, separa el plasma de la hemoglobina, la seca y elabora dos productos en polvo con alto contenido proteico. El resultado son productos que sirven para optimizar piensos para lechones o acuicultura.

International Casing Products se dedica a la casquería y la tripería.

ICP (International Casing Products) apuesta por las iniciativas de economía circular. / VALLS COMPANYS

Reducción de emisiones de CO2 e impulso de la energía renovable

Además, desde el grupo agroalimentario se ha trabajado arduamente para reducir las emisiones de CO2. De 2020 a 2023 se ha logrado disminuir de 158,594 a 138,809 toneladas de CO2 equivalentes, un 12,5% menos. También se han realizado inversiones significativas en energía renovable; hasta 2023, la inversión acumulada es de 17 millones de euros en la instalación de 27,54 MW de potencia renovable, marcando un hito en su transición hacia energías limpias. Y es que, el grupo, tiene previsto seguir dando continuidad a su objetivo de aumentar el autoconsumo y fortalecer el uso de renovables a través de la utilización de energía solar fotovoltaica.

Cabe destacar que el porcentaje de materias primas certificadas o de origen sostenible ha experimentado un crecimiento significativo. El compromiso del grupo con horizonte 2030 es contar con el 100% de proveedores de soja responsable y el 100% de proveedores sostenibles, estando actualmente en el 85,9% y 58,8%, respectivamente.

Las personas, en el centro

Es importante no perder de vista que ser sostenible también implica seguir siendo un referente de empleo. De esta manera, con más de 12.000 colaboradores en todo el país, el grupo agroalimentario revalida la consecución del galardón como Top Employer por cuarto año consecutivo. Un exigente sello que marca su camino y que garantiza el compromiso férreo del grupo Vall Companys con la formación de sus profesionales, la igualdad de oportunidades y la equidad, el fomento de hábitos saludables y seguros, así como la conciliación entre vida personal y laboral.

La actividad de la compañía siempre se ha desarrollado bajo la premisa de producir alimentos para las personas y la importancia que ello conlleva. Esa es su principal razón de ser. Por eso, garantizan y ponen todos sus esfuerzos para que sean siempre seguros, saludables, nutritivos y organolépticamente buenos, aplicando a partes iguales experiencia e innovación.

Así, a través del Programa PENTA, el Grupo Vall Companys continúa innovando, adoptando prácticas e impulsando proyectos para revalorar los subproductos, así como contribuir a hacer un sector agroalimentario mejor, más fuerte y, sobre todo, más sostenible. El futuro de la alimentación es ahora, y todos los profesionales que forman parte del Grupo Vall Companys trabajan día a día para hacerlo posible.