Proyecto empresarial

Una fábrica en Fuentes (Zaragoza) elaborará compuestos para reducir las emisiones de las plantas de biogás

El grupo asturiano Química del Nalón invierte cuatro millones en una mina de Guadalajara y en una planta en la localidad zaragozana, que comenzará a producir este año

Generará 10 empleos y destinará a la exportación el 80% de su producción 

Concesión minera de Nalón Minerals en Sierra Menera (Guadalajara).

Concesión minera de Nalón Minerals en Sierra Menera (Guadalajara). / Q. N.

Javier Cuartas

Nalón Minerals, compañía filial del grupo asturiano Química del Nalón, iniciará este año la fabricación en Fuentes de Ebro de un tipo de productos, denominados N-Bio, que permiten mejorar el rendimiento y la sostenibilidad de las plantas de biogás, reduciendo sus emisiones de ácido sulfhídrico, y obtener como subproducto un «compost» que se puede utilizar como fertilizante.

Nalón Minerals, constituida en 2021, está invirtiendo 4 millones de euros en la puesta en marcha del proyecto, para lo que se ha hecho con una concesión minera en el entorno de Sierra Menera (Guadalajara), de la que extraerán hidróxidos de hierro –una de las materias primas más relevantes–, y está erigiendo una planta de ultramicronización en Fuentes de Ebro para su tratamiento.

La empresa ha venido trabajando en este proyecto desde hace varios años junto con el avilesino residente en Zaragoza Fernando Prada, doctor ingeniero de Minas por la Universidad de Oviedo y experto en usos y aplicaciones de los hidróxidos de hierro para la industria.

La inversión de Nalón Minerals en Guadalajara y Zaragoza supone para Química del Nalón dotarse de las primeras implantaciones industriales del grupo fuera de Asturias en sus 81 años de historia, aunque cuenta con instalaciones portuarias en Polonia y Rumanía desde hace años.

La planta zaragozana de Nalón Minerals, que se prevé que esté activa este mismo año, generará 10 empleos, tratará 15.000 toneladas anuales de óxidos de hierro, amén de otros minerales, y destinará a la exportación el 80% de su producción.

En el caso de la concesión minera de Guadalajara, su elección se produjo tras una evaluación de los recursos minerales más aptos para el proceso industria que se acometerá en la planta de Zaragoza.

El mineral será trasladado desde Sierra Menera hasta Fuentes de Ebro, donde se obtendrá el N-Bio, un compuesto de receta única a partir de hidróxidos funcionales y que podrá ser utilizado en las plantas de biogás añadiéndolo directamente al digestor o reactor de fermentación de estas plantas energéticas.

Además de reducir de modo eficaz la emisión del ácido sulfhídrico –mejorando la sostenibilidad de las plantas de biogás por medio de una desulfuración activa– los productos N-Bio incrementan, según la compañía, la cantidad y calidad del biogás producido. También suponen una contribución a la economía circular en tanto que genera el «compost» utilizable como fertilizante.

Química del Nalón considera su nueva filial como una «oportunidad» porque permite desplegar el objetivo del grupo de desarrollar química circular, adaptando sus actividades tradicionales y desarrollando nuevos negocios con una triple estrategia de transformación digital, crecimiento orgánico y diversificación, y sostenibilidad.