La CHE alerta de crecidas súbitas importantes en barracos y pequeños afluentes del Ebro

Sobre todo puede ocurrir en el Pirineo y Prepirineo y con menor intensidad en la cuenca del Ebro

Crecida controlada en el embalse de El Grado.

Crecida controlada en el embalse de El Grado. / CHE

El Periódico de Aragón

El Periódico de Aragón

La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha advertido de la posibilidad de crecidas súbitas importantes en barrancos y afluentes de pequeñas dimensiones en el Pirineo y Prepirineo, y de menor intensidad en el resto de la mitad este de la Cuenca del Ebro, ante el anuncio de lluvias intensas emitido por la Agencia Estatal de Meteorología.

El aviso de la CHE afecta a las tres provincias aragonesas, al noreste de Guadalajara en la región de Castilla La Mancha, al interior norte de Castellón en la Comunidad Valenciana y a la provincia de Lérida en Cataluña.

Finalmente, el tren de tormentas hizo que se superase el aviso amarillo por el incremento de caudal en Isábena en Capella tras recibir unos 80 litros por metro cuadrado entre las 17 y las 21 horas en la cabecera de dicha cuenca. La crecida la absorberá el embalse de Barasona, "sin mayores conscuencias aguas abajo".