CASADEMONT ZARAGOZA

McLean quiere aportar liderazgo al Casademont Zaragoza

"Me llamó el entrenador y fue muy fácil decidirme para venir", ha explicado el pívot

Jamel McLean, en su presentación

Jamel McLean, en su presentación / ANDREEA VORNICU

Raquel Machín

No lleva ni una semana en Zaragoza y Jamel McLean ya está "encantado" en la ciudad y con el equipo. "Desde que he llegado ha ido todo bien. La ciudad es muy bonita, ya he tenido la oportunidad de comer un par de veces fuera. Los compañeros me han recibido muy bien, me he encontrado un equipo en forma dispuesto a trabajar. Poco a poco tengo que ir integrándome", ha explicado el pívot en su presentación como nuevo jugador del Casademont Zaragoza.

Al ser preguntado por sus cualidades y por lo que Jaume Ponsarnau pueda esperar de él, el concepto más repetido por McLean ha sido "liderazgo". El pívot neoyorkino, de 33 años, quiere hacer valer su amplia experiencia en Europa para aportarla desde el puesto de 'cinco'. "Lo que he hecho toda mi carrera es finalizar cerca del aro, defender duro, y espero aportar mi liderazgo para los jóvenes", ha comenzado. "El entrenador no me ha pedido nada especial, sabe cómo juego, cuál es mi estilo. Quiero aportar liderazgo desde el 'cinco'. Como acabo de llegar me están enseñando los sistemas", ha continuado.

La Liga española posee un atractivo suficiente para convencer a cualquiera, también a McLean, que no tuvo dudas de elegir Zaragoza tras hablar con Jaume Ponsarnau. "Fue muy fácil. Me llamó el entrenador, me dijo que me había visto desde hacía tiempo, yo también recuerdo haber jugado contra equipos españoles, jugué aquí y me encantó la atmósfera, los aficionados. Esta es la mejor Liga, es muy competitiva, así que fue fácil decidir", ha argumentado.

McLean se ha mostrado encantado y "emocionado" de estar en Zaragoza. "Es una suerte estar en un equipo durante esta pandemia. El viernes pude ver el partido y me gustó el tamaño del equipo, la veteranía de jugadores como Cook, San Miguel o incluso Javi García en la dirección de juego. Es una Liga física, de un ritmo alto y creo que tenemos un equipo físico", ha concluido el jugador.