Kiosco

El Periódico de Aragón

Casademont Zaragoza

Aday Mara asombra a la NBA

Los ojeadores americanos alucinan con las cualidades del canterano del Casademont y le auguran un gran futuro: «Desde Jokic no hemos visto a un pívot europeo pasar como él»

Aday Mara controla un balón ante la oposición de un jugador lituano en el Mundial U17 de Málaga. FEB

El nombre de Aday Mara no es desconocido para los amantes del baloncesto. Desde hace ya mucho tiempo se dice del canterano del Casademont que lo tiene todo para llegar a ser un gran jugador. El pívot zaragozano, de 17 años y 2,18 metros de estatura, continúa con su imparable progresión, que le ha llevado a estar disputando el Mundial sub-17 con la selección española, que se está celebrando estos días en Málaga. Y allí, en tierras andaluzas, está acaparando todas las miradas, sorprendiendo a propios y extraños.

Ojeadores de todo el mundo, incluyendo los de franquicias NBA, han puesto su radar sobre Mara, que, a pesar de la derrota de España, se fue hasta los 15 puntos con un 7 de 12 en el choque inaugural ante Lituania. «Tiene una serie de fundamentos y habilidades que no se enseñan: visión de juego, tiene ojos en la nuca, su precisión y timming, abre el campo para sus compañeros y anula los esfuerzos defensivos intentando cerrarle», analiza un cazatalentos estadounidense en la web de la FIBA. No en vano, se atreven a compararlo con Nikola Jokic, actual y dos veces MVP de la NBA, que recientemente se ha convertido en el jugador mejor pagado del mundo. «Desde Jokic no habíamos visto a un pívot europeo pasar tan bien como él», asegura el ojeador.

"Tiene fundamentos que no se enseñan», dicen del jugador, que está participando en el Mundial sub-17

decoration

No obstante, a Aday Mara todavía le quedan etapas por quemar en su evolución y tiene un gran margen de mejora, lógico para un deportista que todavía no ha alcanzado la mayoría de edad. El zaragozano, hijo de un exjugador del antiguo CAI y de una internacional de voleibol, ha jugado en diferentes equipos a lo largo de esta temporada. Sus mayores participaciones han sido con El Olivar, en la Liga EBA, en el que ha sido uno de sus mejores hombres. Además, su buen hacer le ha llevado también a debutar en la LEB Oro con el Levitec Huesca, con el que ha disputado varios partidos debido a la corta plantilla de los oscenses. Y Aday Mara demostró que no le viene grande la categoría. El pívot estuvo 16 minutos en pista que le valieron para ser uno de los mejores del equipo oscense, con 8 puntos sin fallo (4/4 en tiros de dos), 5 rebotes, 3 tapones y 3 pérdidas para 13 créditos de valoración. 

La recompensa a su rendimiento le llegó con el debut en el primer equipo del Casademont, en el encuentro frente al Reggio Emilia de la FIBA Europe Cup. Porque Mara es un habitual de los entrenamientos de los zaragozanos y sus propios compañeros hablan maravillas de su potencial.

Antes de viajar hasta Málaga con la selección, en la que está siendo su primera competición internacional, el gigante aragonés participó en el Basketball Without Borders en Milán, una reunión de los mayores promesas europeas. «Me lo pasé muy bien dentro y fuera de la cancha. Aprendí muchas cosas para el futuro y me llevé valiosísimos consejos de los entrenadores y de mis compañeros», valoró Aday Mara tras el evento. Lo cierto es que su evolución y su futuro es una completa incógnita, pero, vistas sus cualidades y su progresión, es inevitable que la ilusión crezca a su alrededor.

Compartir el artículo

stats