APROPIACIÓN INDEBIDA DE PATRIMONIO PÚBLICO

El policía acusado de robar un alijo de botellas señala a otros

Afirma que él no hurtó y que hizo una mudanza por instancia del jefe superior

Botellas objeto del hurto que estaban custodiadas en el sótano de la Jefatura.

Botellas objeto del hurto que estaban custodiadas en el sótano de la Jefatura. / EL PERIÓDICO

L.M.G.

El que fuera inspector jefe de la Brigada Móvil de la Policía (que a su vez estaba al frente de los Guías Caninos y de la Unidad de Subsuelo) y el subinspector del Grupo de Hurtos están más cerca de sentarse frente a un jurado popular por, supuestamente, robar un importante alijo de botellas de alcohol y artículos de Inditex que se custodiaban en los calabozos de la Jefatura Superior de Policía de Aragón. Cada uno afronta 3 años de prisión y la inhabilitación por tiempo de 7 años, si bien ellos defienden su inocencia.

El que estuviera al frente de las investigaciones por hurtos en Zaragoza señala que no él no ha sido el responsable exclusivo de los efectos allí depositados desde la intervención policial de los mismos en el año 2017. Incluso añade que «de verdad los ha intentado proteger» y que fueran sólo supervisados por la autoridad judicial. «Algo que desde el principio no gustó al superior máximo de la Jefatura, que se cree por encima de la autoridad judicial y que por dicha razón acordó el traslado sin contar con autorización judicial», recalca en un escrito enviado a la magistrada instructora. Es más, acusa a la Fiscalía de «proteger al máximo responsable de los hechos aquí enjuiciados, que es el Jefe Superior de Policía».

Además añade que al recinto de los calabozos ha tenido acceso en estos años cualquier funcionario que pidiese la llave en seguridad o que fuese de mantenimiento pues tienen en su poder todas las llaves de las instalaciones oficiales. Además, las celdas interiores donde se encontraban los efectos intervenidos no tenían cerradura ni llave sino un cerrojo de mano, y por tanto en esos años no se ha podido controlar ni el acceso ni el contenido de los efectos depositados en las celdas

Pero va más allá y afirma que cuando dos mandos del Grupo de Hurtos cambiaron de destino, a pesar de ser hasta esas fechas los responsables, y por tanto los custodios de los bienes allí depositados, no realizaron un recuento de los efectos que allí se encontraban, por lo que «no se puede afirmar que cuando ellos cesaron dejaron allí los mismos materiales que fueron inventariados en su momento». Faltan 377 botellas y 319 artículos de Inditex que custodiaban.