Una semana después de que salta el escándalo por las dos denuncias por agresión sexual durante la fiesta posterior a la gala de los premios Feroz celebrados en Zaragoza, una de sus víctimas, Jedet, rompió su silencio. "Ojalá nadie tenga que sufrir ningún tipo de acoso", señaló en un comunicado en las redes sociales en el que espera que su caso "sirva para que muchas más personas se animen a hablar y a denunciar".

La actriz agradeció el apoyo en los "días difíciles" que está viviendo, en los que "hacer cosas de lo más normales" se le está haciendo "un mundo". "Estoy más sensible de lo normal, me siento abrumada y agobiada, pero la rutina y estar rodeada de quienes te quiere y te cuidan, ayuda", recalcó, a la vez que afirmó "Hasta que se celebre el juicio retomaré mis compromisos profesionales con normalidad y no hablaré del tema. Valiente quien dice la verdad, aun sabiendo que puede perder su calma”.

Jedet denunció al productor Javier Pérez Santana, productor de cine que fue detenido y puesto en libertad, tras tocarle los pechos. Tal y como adelantó  EL PERIÓDICO DE ARAGÓN tras tener acceso a la investigación policial, no solo la agredió sexualmente, sino que también la insultó. «Travelo de mierda, eres una travesti envidiosa, puta, transexual envidiosa, ten cuidado conmigo que soy gitano»; en actitud chulesca, altiva y en reiteradas ocasiones. Unos agravios que, de ser ciertos, colisionan directamente con Mi vacío y yo, el semidocumental centrado en la historia de una persona con disforia de género que produjo el arresto.

Se da la circunstancia que de los seis testigos, uno de ellos explicó a los agentes que el productor Pérez Santana le había dado un «lametón en el cuello» y que si bien al principio no iba a presentar denuncia por estos hechos, había cambiado de idea. No habría sido el único, ya que otros actores como Bob Pop, también han señalado que sufrieron tocamientos por parte del detenido. Incluso, ayer, el director de cine, Marc Ferrer, dijo en las redes sociales que en la fiesta de los premios Feroz 2022 también sufrió acoso por parte del detenido.

Pero esta no fue la única denuncia por agresión sexual interpuesta durante los premios Feroz. Un joven acudió a las 08.51 horas a la comisaría y aseguró que un director de cine –cuyo nombre detallado en el atestado no se publica por este diario hasta que no sea detenido o citado por la magistrada– le acosó aquella noche. El joven aseguró que esta persona se le acercó «de manera intimidante, llegando a aproximarse a escasos centímetros de sus labios», teniendo que apartarse para que no se sobrepasara. Una actitud que sufrió «en repetidas ocasiones» desde las 04.00 de la madrugada hasta que terminó la fiesta. Le resultaron «agobiantes, incómodas e intimidatorias; y que las realizó con más asistentes», termina su declaración.