Tras dos años de espera por la pandemia, Monzón ha demostrado que tenía ganas de volver a celebrar el Homenaje a Guillem de Mont-Rodon, que este año alcanza su XX edición. Cientos de personas han participado en el pasacalles medieval, el desfile, el pregón del Concejo o los combates entre aragoneses y castellanos, con los que Monzón se ha trasladado al siglo XIII para conmemorar la estancia de tres años del rey Jaime I, todavía niño, bajo la tutela de la encomienda del Temple en la cuidad, cuyo maestre era Mont-Rodón.

La recreación histórica se celebró en el campamento del Parque de la Azucarera, donde tuvo lugar distintas representaciones, pero también en otros puntos de la ciudad se han instalado unos puestos medievales, 40 jaimas. Alrededor de 1.200 personas se han vestido de la época para el homenaje.

Además, asistieron asociaciones de 13 comunidades autónomas, Portugal, Francia e Italia. Posteriormente, en el Auditorio de San Francisco de Monzón, se realizó uno de los actos principales, el propio homenaje a Mont-Rodón, con la lectura que Jaime I dirigió a su tutor, la coronación de Guillem y el nombramiento de Arturo Aliaga, vicepresidente de Aragón, como Caballero de la Orden del Temple de Monzón.

Aliaga se mostró impresionado por la calidad de las recreaciones y felicitó a la organización de este tributo, en el que el vicepresidente ha tenido «la suerte de participar desde el principio». Además destacó tres vectores de los acontecimientos históricos de este tipo como son «el dinamismo económico, comercial y turístico» y recordó que «el que no tiene historia no puede recrear, y Monzón ha sido clave con su historia en la conformación de la Corona de Aragón y el Reino de España».

El vicepresidente del Gobierno de Aragón insistió también en «la importancia de la ciudad, no solo por su destacada industria, sino también por su historia, que también es fuente de riqueza y atracción».

En Aragón, señaló Aliaga, se realizan distintas recreaciones históricas que tienen un impacto cultural y económico en la comunidad y que atraen a numerosas personas que ayudan a dinamizar los negocios de restauración y hostelería.

En Aragón, casi un 24% de las consultas que se realizan en las Oficinas de Turismo preguntan por fiestas y festividades, entre las que se incluyen las recreaciones históricas, reconstrucciones, conmemoraciones y otros eventos.

El programa se retoma este domingo con la apertura del campamento, una demostración de armas y armaduras medievales (10.30), talleres de cestería, cocina, panadería y orfebrería. Además, habrá un torneo a caballo en homenaje al rey Jaime, antes de la despedida del monarca (19.30) y la clausura con la lectura de la carta del rey Jaime a Monzón.