¿Qué tienen en común Isabel de Castilla, Santa Teresa de Jesús y Ouka Lele? La respuesta, que parece un chiste, la tiene el director Rafael Gordon. Cuando comience el 2007, se estrenará la película La mirada de Ouka Lele, un filme-documental que cierra una particular trilogía que ha dedicado a las tres mujeres.

Personaje y director hablaron ayer de la película en el castillo de Trasmoz, donde la fotógrafo recibió el premio del público del I Festival de Poesía de Miedo, organizado por la editorial Olifante. "La reina Isabel es el poder, Teresa la espiritualidad, Ouka es el arte- Pero las tres tienen en común su relación con la sociedad, ninguna vive para sí, y en ese aspecto son sociológicamente ejemplares" asegura Gordon.

Ambos saben que la película servirá para convertir aún más en icono a la artista. Ahora, la Sala de Exposiciones Alcalá 31 acoge una retrospectiva sobre la obra de esta artista hasta el 13 de noviembre. Para el director, "Bárbara (nombre real de Ouka Lele) abarca más que la movida, por eso en la película va a ser una sorpresa como personaje y como obra".

El documental de hora y media tiene como hilo conductor la elaboración de Ouka Lele de un mural de 260 metros en la población murciana de Ceutí. Así, la historia parte de la primera pincelada para recorrer su obra a través de éste trabajo. El resultado, como explican, es "una película que trasmite el mismo lirismo y sensibilidad que las fotografías".

Bárbara Allende Gil de Biedma reconoce que le da miedo ver a Ouka Lele en la gran pantalla. Dice que la película le mostrará una imagen de sí misma desconocida. "Creo que la veré como espectadora" explica y "me gustará verla porque, además, de mi retrato, Rafael también quedará retratado en su obra por mí".

Precisamente fue Ouka Lele la encargada de hacer el cartel de su última película Teresa, Teresa. Ahora es ella la que se plantea dar un paso más en un viaje artístico que también ha pasado por la fotografía y llegar al cine. "Dicen que una imagen vale más que mil palabras- Pero si añades algunas palabras debajo de la fotografía, aumentas su valor. Yo estoy empezando a ver la imagen a través de la palabra, a ver poemas y escribir fotografías, y puedo añadir voz, música, hacer audiovisual-"

Por su parte, Rafael Gordon reconoce que admira la poesía de Ouka Lele, pero le cuesta el reconocer a muchos poetas. "Cada 200 poetas debe haber un poeta, pero los 200 me rompen el corazón- Sé que los poetas son la respuesta de la sociedad a su materialismo, son imprescindibles, pero también son víctimas porque deben poetizar sobre lo intangible- Y eso sólo le está permitido a dios y a Machado". Y también Ouka Lele.