El Foticos Zaragoza cierra hoy ante el Atlético Boadilla (18.30) la primera vuelta de la División de Honor con la necesidad de conseguir un resultado positivo que le permita reaccionar y alejarse de la penúltima posición en la que se situó tras la pasada jornada. El conjunto zaragozano debe reaccionar lo antes posible para no distanciarse todavía más de los puestos de salvación, a pesar de que en esta ocasión se enfrentará a un adversario que está luchando por los puestos altos y se encuentra a tan sólo un punto del liderato.

REFLEXION La derrota de la pasada jornada ante el colista Forum de Ferrol ha obligado a reflexionar a todos los componentes de la plantilla para intentar conseguir un resultado positivo ante el conjunto madrileño. El equipo que entrena Chavi Ladaga, quien ve peligrar su puesto, lleva seis partidos consecutivos sin conocer la victoria y en los que únicamente ha sumado tres empates.

Para intentar superar a los madrileños, Ladaga podrá contar con todos los componentes de la plantilla a excepción de Kel, que sigue esperando su nacionalización para poder volver a jugar con el equipo zaragozano, aunque Alexandre y Almeida arrastran algunas molestias que podrían impedirles rendir a su mejor nivel.