La espera mereció la pena para el Fábregas Sport porque su primera victoria de la temporada llegó en el derbi, un partido en el que los puntos ganados tienen un mejor sabor. El CAI a punto estuvo de remontar el dos a cero inicial de los zaragozanos, pero el Fábregas se impuso finalmente en el quinto set.

El Fábregas Sport salió dispuesto a estrenarse a lo grande en la Superliga, y no tardó en tomar mínimas ventajas (3-1), pero un duelo regional supone una motivación extra y el Teruel cerró sus bloqueos defensivos para darle la vuelta al tanteador. Sin embargo, la constancia de los hombres de Paco Díaz terminó siendo decisiva para decantar la primera manga (25-22).

La igualdad predominó también en el inicio del segundo set y ninguno de los dos conjuntos era capaz de romper el marcador hasta que el Fábregas, sustentado en la gran labor de Zebenzuil, logró la primera ventaja significativa (11-9). A partir de entonces sobresalió De Mena, que apenas falló en los remates. El equipo de Paco Díaz se adjudicó la segunda manga con autoridad, 25-19.

El CAI Teruel no estaba dispuesto a rendirse pese a la desventaja de dos sets y, para deleite de su numerosa hinchada, apretó las tuercas al Fábregas en la tercera manga, en la que se vio el mejor voleibol de la tarde, con las acciones más emocionantes y disputadas. El CAI se lo adjudicó por 28-30. El cuarto también cayó del lado visitante, que se vio por un momento capaz de lograr la hazaña y remontar un 2-0 adverso, pero cuando estaba a punto de conseguirlo el Fábregas sacó la casta en el quinto y definitivo, en el que acabó imponiéndose por 15-13 y llevándose su primer triunfo de la campaña.