Año tras año, el Torneo Internacional Ciudad de Zaragoza se está convirtiendo en una de las citas más imprescindibles del kárate nacional y europeo. Si en sus cuatro ediciones anteriores la prueba ya se convirtió en una fiesta de las artes marciales, en esta ocasión, la coincidencia con la celebración de los 25 años de existencia de la Federación Aragonesa de Kárate envolvió al acto deportivo de una sensación especial. El buen ambiente de las gradas, con más de 3.500 asistentes a lo largo de toda la jornada, no desentonó con el espectáculo exhibido por los dos competidores, las selecciones júnior de kumite de España e Italia.

La igualdad en los combates fue manifiesta y finalmente la justicia apareció en forma de empate. En un torneo disputado a dos rondas, la selección masculina de Italia se proclamó vencedora tras ganar la primera manga. España se adjudicó la segunda, pero la diferencia de victorias favoreció a los transalpinos. Un desarrollo muy similar al femenino, pero, esta vez, las tablas en las mangas (se adelantó Italia e igualó España) fue favorable para las locales.

La mañana se completó con una exhibición esperada y muy aplaudida. Las zaragozanas Yaiza Martín, campeona de España y bronce por equipos en el Europeo, y Beatriz López Cantín, que regresó tras una grave lesión de rodilla, desarrollaron un ejercicio de kata junto a otra compañera. Así se completó un fin de semana especial con las bodas de plata de la FAK, que se inicio con una gala el sábado en la que Luis Pastor, concejal de Deportes, invitó al presidente de la Federación Española a organizar un evento de primer nivel en la ciudad en el 2008.