El Bada Huesca intentará romper este sábado (19.30) la mala racha que acumula de cuatro encuentros consecutivos sin ganar para salir de los últimos puestos de la clasificación, en el partido en el que recibirá al Frigoríficos Morrazo. Además, un triunfo serviría para coger confianza tras un comienzo de temporada flojo por parte de los aragoneses que tienen un balance de una sola victoria, un empate y cuatro derrotas.

Para recibir al Frigoríficos Morrazo, seguirá contando con las dos bajas de jornadas anteriores, el lateral Alex Marcelo y extremo Gerard Carmona, algo que le está penalizando bastante porque son jugadores importantes en el esquema del equipo. El conjunto altoaragonés no acaba de tener continuidad en el juego y se le ve frágil en algunos momentos de los partidos, lo que le acaba pasando factura en forma de derrotas que le van minando la moral y acaba por estar a merced de los rivales, todo lo contrario de lo que pasaba en la anterior campaña.

José Francisco Nolasco, entrenador del Bada Huesca, ha avisado de la dificultad que entraña el equipo gallego: "Tendremos que sufrir mucho para poder ganar y saber jugar, sobre todo en los minutos finales para no tirar todo el trabajo hecho previamente como nos ha pasado en partidos anteriores. El equipo oscense está con ganas de revertir la situación y lo quiere hacer ya en este partido, según comenta Nolasco, que espera que su equipo sepa estar "sereno" al final del mismo, ya que considera que es lo que le falta para sumar puntos".

Sobre el Frigoríficos Morrazo, el técnico del Bada Huesca destaca su fortaleza defensiva: "Ha sacado puntos ante equipos de los más fuertes. Tiene un bloque defensivo muy sólido con una portería muy segura y una defensa muy fuerte y con jugadores que están en un buen momento. Se basan en jugadores como Iglesias, Soliño, Brais González y el extremo Dani".