LA COMISION Europea confirmó ayer que el PIB de la eurozona disminuyó un 0,1% en el segundo trimestre del 2003 y que el producto interior bruto de la Unión Europea en su conjunto se mantuvo estable en igual periodo. Se trata de la tercera revisión de los estimaciones realizadas por la Oficina comunitaria de estadística (Eurostat). EP