Las operadoras de telefonía móvil e internet han anunciado que invertirán más de 4.000 millones de euros en España durante el próximo año. Por magnitud, Telefónica gastará 2.250 millones; Vodafone, 725; Orange, 500; Ono, 600 y Jazztel, 130. Las mayores partidas serán la consolidación de la telefonía de tercera generación.